Archivos de la categoría 32 – EL PERRO Y EL ZODIACO

ENCUENTRO DEL PERRO CON EL ZODIACO OCCIDENTAL

Horoscopo Chino PerroEvidentemente, tanto el Zodiaco Occidental como el Horóscopo Chino, son fuentes de información psicológica sobre los nativos de los respectivos Signos. Haciendo una analogía entre ambos, se ha encontrado que tienen, en común, características definidas en ciertos aspectos y, uno y otro, además, tienen otras que mencionan cada cual por su parte. Tomándolas en conjunto, nos ha dado una imagen más definida sobre el comportamiento de las personas en general, dándonos fundamentos para estructurar unos patrones de comportamiento específicos y más completos, en el sentido de tener en cuenta que al Signo de Perro corresponde el Signo Zodiacal Libra. Así las cosas, a continuación damos detalles caracterológicos que se compenetran con el Signo Chino.

POR INFLUENCIA DE LIBRA, EL PERRO LIBRA

Sus características más sobresalientes son: el amor a la armonía y los sentimientos de simpatía y justicia hacia el dolor y el sufrimiento. Posee altamente desarrollado el sentido de la belleza. Es sociable, encantador y amigo de las compañías. Rara vez lleva una vida solitaria, ya que normalmente es aficionado a desarrollar su trabajo y a alcanzar la felicidad cuando se asocia con otras personas, bien mediante el matrimonio o de alguna otra forma de sociedad o unión. Es afable, cortés, condescendiente y nunca se le puede culpar de desear herir a otros.

La ecuanimidad y uniformidad son características sobresalientes en su naturaleza. Su instinto más agudo es pesar, medir y equilibrar. Es sereno, templado y sobrio, intelectualmente analítico y armonioso.

Posee un temperamento inalterable y si se enfada se le pasa rápidamente. Muy rara vez hay malicia en él; en realidad siempre hay una predisposición en su carácter para perdonar y olvidar.

Hay mucha dulzura en su amable naturaleza y, generalmente, responde de la mejor manera cuando se presenta la oportunidad. Es muy común en él huir de las condiciones que priman en el mundo, y sufre mucho cuando tiene que enfrentarse con la aspereza y dureza de la vida.

Cae dentro de su esfera todo lo que se relaciona con el arte, la belleza y la elegancia. No pertenece al tipo que fanfarronea en la vida. Cree en el poder de la persuasión y a menudo logra lo que desea mediante el empleo de la lógica y las palabras de aprecio. Es difícil aprovecharse de él aun cuando se conozcan sus métodos.

Examinado en su conjunto, es difícil de analizar su carácter ya que es suave, modesto y amable; pero, cuando alguien trata de engañarle, no es ignorante y sabe como tratar con esa persona.

CARACTERÍSTICAS POSITIVAS O YANG (de todos los Perros)

Posee encanto personal y hace buen uso de tal conocimiento. Es famoso por su diplomacia y no es fácil discutir con él.

Casi siempre ve y comprende los puntos de vista de los demás, y se mostrará dispuesto a adoptarlos y aceptarlos si ello le conviene. Raramente es extremado en sus opiniones y casi siempre tiende a ser imparcial. Por esta razón es valioso como intermediario, como persona siempre dispuesta a establecer relaciones armoniosas. A menudo es reacio a decir «no»; prefiere decir «si» hasta que pueda alejarse de un problema determinado. La gente se mostrará impresionada por la nobleza que se desprende de su persona y por el sentido de equilibrio que parece acompañarle a todas partes.

CARACTERÍSTICAS NEGATIVAS O YIN (de todos los Perros)

Sus fallas principales son la debilidad y la sumisión. Le resulta difícil adoptar una posición firme en circunstancias hostiles y prefiere evitar escenas o situaciones desagradables a toda costa. Para evitar el comprometerse demasiado, cambiará de una a otra opinión sin llegar a dar una respuesta que le ate definitivamente.

Puede ser pusilánime, y persona carente de propósito o dirección. Siempre está proyectando un curso de acción a seguir en contra de otro ya planeado, tratando de concebir y de decidir acerca de cuál es el mejor curso y, por lo tanto, desperdiciando sus fuerzas por la duda.

A menudo es persona caprichosa, exagera libremente y gusta de oírse a sí misma. Puede ser muy amable, pero a veces es una clase de amabilidad empalagosa.

Aunque corrientemente es persona de tacto, puede deliberadamente desordenar las cuestiones de los demás por la delicia de ser capaz de arreglar sus diferencias y ligar compromisos.

Los Perros que son del tipo débil, no tienen poder para guiar a sus familias o, al menos, no tanto como los tipos más fuertes del mismo Signo. Puede que sean suaves pero carecen de la suficiente categoría intelectual que poseen los tipos fuertes.

Puede ser poco profundo y no sincero porque cede ante el compromiso en lugar de enfrentarse con la prolongada discordia. Se le hace muy difícil aceptar una atmósfera turbia o tendiente a la disputa. Hay veces en las que miente deliberadamente, falsea las cosas y engaña. Podrá ser persona desaliñada y perezosa cuando así le convenga y se negará a actuar bajo su propia responsabilidad por cuya razón siempre buscará un compañero.

Debe tener cuidado de no estropear su vida cediendo a la complacencia excesiva para consigo mismo, o al desenfreno.

PSICOLOGÍA POR INFLUENCIA DE LOS DOS SIGNOS

PERRO – ARIES

Tienes una responsabilidad equilibrada y abnegada. Seguro de ti mismo y de corazón bondadoso, eres una persona que te harás notar por una cautivante franqueza con una sinceridad que jamás es ofensiva. Decidido defensor del realismo y de la honestidad, no tienes igual cuando se trata de hacer sacrificios tanto en lo que te atañe, como para los demás. Buscarás la satisfacción emocional y espiritual por encima de los intereses emocionales. El Carnero está lleno de impulso e iniciativa, de modo que el cinismo del Perro hará que te recuperes rápidamente después de las desilusiones.

La alianza de estos dos Signos te aporta un poco de despreocupación, te dinamiza y te ayuda a manifestarse. Eres menos puntilloso que los demás Perros. Sabes reflexionar y analizar las situaciones, pero también eres capaz de actuar con rapidez y lanzarte. En pocas palabras, eres un individuo bastante completo. Muy idealista y poco preocupado por tu comodidad personal. Harás más esfuerzos para mejorar la vida cotidiana de tus allegados que para comprarte un traje nuevo, lo que indica que muy poco te importan las apariencias, dándole preferencia a la comunidad, Eres demasiado generoso como para tener sentido de la propiedad, a tal grado que no tienes inconveniente, cuando algo se te regala, en darlo inmediatamente a quien verdaderamente lo necesita. Tienes todas las cualidades de un luchador excepcional, a condición de que te sientas motivado por alguna injusticia. Pero careces por completo del sentido estratégico y, por esto, necesitas de alguien que te prepare los planes de batalla.

PERRO – TAURO

Tienes un carácter cauteloso y estable, eres una grata compañía. Por haber nacido bajo la combinación de estos dos Signos, harás todo lo posible para que los demás estén cómodos. El Toro es más físico que mental, en tanto que el Perro es capaz de una gran generosidad y dedicación al prójimo. Esta combinación hace que seas resistente, cálido y afectuoso, manifiestamente sincero y nunca tan absorbido por tu propia manera de pensar como para no detenerte a considerar el punto de vista de los demás. Positivo, activo y de visión optimista, harás todo lo que puedas por agradar, aunque sigues vigilando son sensatez tus intereses.

Esta alianza de Signos es positiva. El Perro se beneficia del buen juicio, de lo constructivo y de la sana sensualidad del Toro. Hará que pierdas un poco de tu escepticismo y aprenderás a sacar partido de la vida. Eres inteligente y con buena capacidad de asimilación. Sabrás aprovechar de las experiencias y sacar de ellas útiles enseñanzas. Realista. Puedes resultar un buen individuo de negocios o un jefe apreciado por su sentido de la justicia y por tu sencillez. Nunca se podrá decir de ti que eres un estorbo, porque te gusta estar a tus anchas, tanto física como moralmente. Corres el riego de tener dificultades sentimentales porque eres apasionado, fiel y cariñoso, pero te inquietas ante la posibilidad de perder al ser que amas. En el plano material te hallas también muy apegado a tus posesiones, y sufres mucho cuando tienes que renunciar a la mínima parte de ellas.

PERRO – GÉMINIS

Eres de movimientos rápidos y talentos múltiples. Dotado para sobresalir. Eres una persona que puede destacarse en el mundo de la farándula, ya que ofrecerás al público una imagen natural y agradable. Géminis te hace rápido para adaptarse a los cambios y hace que te incendies de entusiasmo y excitación. Y, como Perro, eres modesto, considerado y atrayente. Aunque existe también la posibilidad de que sufras en tu vida personal, porque tratas de estar a la altura de expectativas que no son las tuyas. Debes procurar no hacer demasiado por los demás y conseguir que tu vida privada lo sea realmente.

El nerviosismo de Géminis y su inestabilidad latente no solucionan, en absoluto, tus problemas. Eres nervioso y no sabes permanecer en tu sitio; no sabes si quedarte en casa para protegerla, o salir para ver lo que ocurre afuera. Tu curiosidad ayuda a que superes tu inquietud. Eres sociable y te gusta la compañía, pero puedes sorprender por tus bruscos cambios de humor, que hacen que te muestres unas veces muy charlatán y, otras, completamente ensimismado. En realidad, siempre estás buscando una estabilidad que te es difícil encontrar en ti mismo. Buscas y buscas, rondando por todas partes y, a fuerza de rastrear continuamente, puedes acabar encontrando buenísimas oportunidades a condición de que no seas demasiado selectivo ni desconfiado al elegir tus amistades. Tanto tus entusiasmos como tus desalientos son muy intensivos y te exponen a que pases la mayor parte de tu vida en medio de altibajos. Si cuentas con una persona tranquila y estable, que te ayude a organizar tu vida y a definir tus metas, tus límites y tus fronteras, puedes alcanzar tu pleno desarrollo, volviéndote más sosegado e, incluso, brillante. No sabes permanecer solo.

PERRO – CÁNCER

En esta combinación, Cáncer te otorga una aguda sensibilidad y equilibrio interior. De manera que tienes una personalidad que no es precipitada ni emotiva en exceso, pero sí una capacidad para mantener tu equilibrio e imparcialidad mental. Aunque el Perro no se mide en lo que dice, tú si sabrás apreciar agudamente todo lo que es bello y puro. Es posible que tengas gustos refinados, pero eres menos materialista. Por haber nacido bajo la influencia de estos dos Signos mostrarás natural afecto hacia los demás y te impondrás normas de nobleza, sin que por eso dejes de llevar una vida con un estilo de refinada moderación.

Contigo no se puede confiar en las apariencias. Pareces indiferente, hastiado y encerrado en ti mismo. Si te sientes abandonado por todos, vilipendiado e incomprendido, no te alteras, exhibes una sonrisa despectiva ante los demás, impasible; se piensa que careces de sensibilidad. Y esto es una gran equivocación, porque entre las alianzas de los Signos Occidentales y los Chinos, la tuya te hace, emocionalmente, el más frágil y el más vulnerable. Te impones tranquilidad, pero en el interior puedes estar cubierto de heridas que cicatrizan mal. Tienes un depósito inagotable de ternura humana. Siempre te pones en el lugar de los demás, los comprendes, los compadeces y quisiera defenderlos. Esto te impide en muchas ocasiones competir profesionalmente, pero perfectamente puedes encajar en cualquier programa de ayuda social.

PERRO – LEO

Por reunir en sí estos dos Signos, tendrás una recia fibra moral y serás muy seguro de ti mismo. Dotado de un juicio más sano y más seguro que el de la mayoría, tú puedes tomar decisiones que por lo común son irreprochables. Te enferma la injusticia y jamás traicionarás lo que en ti se haya depositado. El León es cautivante, el Perro es realista; por eso preferirás andar por el medio del camino, con ojo avizor a los contratiempos, porque no te engañas del alto precio que tienes que pagar por el éxito.

La motivación es esencial para un nativo del Perro y, cuando la tienes, arrastrarás las más pesadas cargas, y asumirás las responsabilidades con una notable elegancia. En tu fuero interno tienes la íntima convicción de que eres alguien que vales, y de que posees un magnetismo y un poder de los que carecen muchos. Y empleas estas fuerzas en fines que no son egoístas. Naturalmente tienes tus puntos débiles. Estando deseoso de ayudar, no comprendes cómo alguien puede rechazar tu protección. Del mismo modo si te encuentras en un último lugar en cualquier situación y circunstancia, no te importa pasar por sobre quien sea hasta que sea reconocida tu supremacía. Y no lo haces porque seas cruel. Simplemente lo que sucede es que estás muy seguro de poder confiar en los demás y te pueden traicionar. Y si empiezas a dudar de ti mismo y de tus fuerzas, será espantoso, te transformarás en un gozque amargado (gozque = una clase de perro pequeño, ladrador y malgeniado) que reclama cosas que te pertenecen pero que están en manos de otros. Habrá que ayudarte para que seas útil.

PERRO – VIRGO

Tienes un alma académica y responsable. Tus dos Signos son exasperadamente curiosos, y puede suceder que seas un eterno preocupado, pendiente siempre de los sufrimientos de la humanidad. La suma de tus admirables cualidades puede quedar muy reducida si se considera tu atractivo en general, porque aunque el Perro sea de temperamento más parejo, quedarás inhibido por el aspecto industrioso y restringido de la Virgen que llevas adentro. Desprejuiciado y espiritual, serás muy poco materialista, pero constante. Los excelentes poderes mentales de Virgo y la neutralidad del Perro pueden producir que sea un buen procurador o un excelente albacea legal (custodiador de bienes).

Con ojo inquieto, al acecho, permaneces en el fondo esperando con todas tus fuerzas que nadie vaya a atacar lo que tienes perfectamente estructurado, porque esto te obligaría a pelear, y tú detestas las peleas. Pacífico pero nervioso y angustiado, buscas por todos los medios posibles la manera de protegerte, de antemano, de los peligros a los que no estás muy seguro de poder enfrentar. Porque, además, te subestimas, tienes complejos y eres un ser crispado y lleno de complicaciones. Cariñoso y fiel, tomas muy en serio tu papel de guardián del hogar y de los valores morales. Tienes alma de centinela. Tienes gran necesidad del orden porque esto te da seguridad. Eres meticuloso, preciso, y controlas tus emociones. Conmueve con tus gestos de ternura; pero, ante la reprensión dura, escondes la cara y eres incapaz de responder a los reclamos o a las injurias.

PERRO – LIBRA

Esta combinación fija en ti la incapacidad para urdir tramas clandestinas o complicadas, como tampoco tiendes a ser un perturbador, sino que prefieres contar con la buena disposición de todo el mundo.

Eres un tipo de persona que obtendrás inmejorables críticas por el solo hecho de ser quien eres. Tu sinceridad y ecuanimidad te hacen un arbitro capaz y justo, aun cuando a veces puedas parecer blando de corazón. La disposición pacífica de Libra y la caridad del Perro hacia los menos afortunados pueden hacer que te inclines hacia trabajos sociales porque te sientes obligado a ayudar a la gente. Eres sociable, lleno de dudas y perfeccionista, buscas el equilibrio ideal, pero das muestras, a pesar tuyo, de tal exigencia y selectividad, que a veces inconscientemente rechazas a los demás. Posees dotes de organización, sentido estético, sabes matizar y tienes mucho tacto. Y raras veces impones tus ideas o tus conocimientos para evitar tensiones o eventuales conflictos. Eres un apóstol de la no violencia, un conciliador justiciero que avanza sin tropiezos y resuelve los problemas con discreción y diplomacia. Estás siempre dispuesto a ser explotado por toda clase de parásitos de los que no sabes como desprenderte porque tienes buen corazón. Si tienes verdadero interés por hacer algo concreto en la vida, debieras aliarte con alguien que sea enérgico y emprendedor, de lo contrario nunca pasarás de ser un buen expositor pero pésimo ejecutor. Lo mejor sería que, personalmente, pudieras motivarte, y esto te queda fácil con la innumerable literatura que hoy existe sobre la motivación y el éxito.

PERRO – ESCORPIÓN

La principal característica que te asignan estos dos Signos, es que no eres muy sociable y detestas las manifestaciones mundanas. Según tu opinión y en cualquier ocasión, alegremente te dedicarás a criticar a la concurrencia, el mobiliario, la decoración, sin dar excusas ni motivos. Eres un especialista en frases contundentes con aroma de ácido, y consideras que serás más útil a los demás ofreciéndoles un análisis de su conducta y comportamiento en detalle, incluidos los defectos, que alabando o adulando. No sabes como embellecer tu vida con pequeños detalles, eres con frecuencia un solitario que permite que se desarrolle un complejo de exclusión; es decir, que te sientes rechazado y repudiado, aunque eso no es cierto. Inquieto, ansioso, angustiado y atormentado, dotado de gran lucidez, te alejas para siempre de las ilusiones reconfortantes. Con todo esto es fácil que te conviertas en desengañado y cínico. Y, sin embargo, tienes grandes cualidades: fuerza interior, resistencia, valor y abnegación, pero no sabes servirte de ellas en tu vida cotidiana. Es bueno no contrariarte, porque inconscientemente respondes disparando primero, después se verá que pasa.

Poderosa, dedicada y enérgica, en tu personalidad coincidirán el espíritu de rectitud del Perro y la profunda penetración intuitiva. Te gusta cumplir lo que prometes, pero Escorpión puede perjudicar la naturaleza generosa y liberal del Perro. Eres belicoso cuando te irritas y, además, poco hablador; lo cual te puede hacer obstinado e implacable frente a la derrota. Como crees en los compromisos absolutos, servirás a Dios y al diablo con igual fervor, pero jamás aceptarás dos amos.

PERRO – SAGITARIO

Eres una persona juguetona, alegre y respetable. Rápida, abierta y sincera. Te harás estimar y querer por tu actitud considerada y tu sensatez de juicio. Informal y cálidamente personal. No necesitas de mucho para demostrar con sinceridad tus sentimientos. Equilibrada y realista, eres de reacciones rápidas y concisas, y precisa tanto en tu manera de hablar como en la mayoría de actos y movimientos. Eres notablemente reservada con todas las confidencias que se te hacen y, ante una actitud tuya en la que te pronuncias en favor de algo o de alguien, así sea con presiones fuertes y agresivas, nada te hará claudicar.

Independiente. Necesitas espacio para tus asuntos, y difícil es que voluntariamente te sometas a la rutina. Tienes tendencia a diversificarte y corres tras de muchas cosas porque necesitas tener ocupada tu gran vitalidad. Es, pues, importante, que aprendas a tener un mínimo de disciplina y de respeto a las conveniencias; pues, así, podrías, sin duda alguna, realizar grandes cosas, Eres una persona idealista de sangre caliente, a veces piensas que hubiera sido preferible para ti haber nacido en las épocas caballerescas, sin estar sujeta a las cotidianas preocupaciones de la vida moderna. En tus amores eres fiel, no por compromiso, sino por tu alto sentido del honor. Cualquier engaño te parece odioso, y si algo hay que te deprima y te haga sufrir, es cuando su lealtad no es correspondida. Las demoras o los aplazamientos no están contigo, no los comprendes, y quisieras que todo se cumpliera con rapidez. Pero no consideras que de la precipitación se puedan desprender muchas irregularidades que afecten los resultados.

PERRO – CAPRICORNIO

Lo probable es que seas generoso y benévolo, pero también dado a practicar cuidadosa y sistemáticamente normas de conducta. Le das una gran importancia al bienestar de la familia.

Perro-Capricornio te hace ser vecino y amante de la humanidad, pero tendrás que ayudarte a cuidar de ti mismo. En síntesis, eres una persona que cuida sus propios intereses sin parecer egoísta ni mezquina. Tienes la capacidad de razonamiento y la honestidad del Perro. Capricornio es menos testarudo. Eres, sobre todo, una persona que sabe en realidad quien es. Cuando tienes que aclarar tu posición en un problema controvertido, es seguro que tratarás de hacerlo con precisión, más que con bondad.

Aparentemente permaneces tranquilo, pero en el fondo estás alerta y a la defensiva de todo lo que pueda alterar la tranquilidad de la cual te gusta disfrutar. Tienes un sentido muy elevado del deber y de tus responsabilidades, por lo cual siempre duermes con un ojo abierto. Eres frío, reservado y distante y, cuando sonríes, tal vez por falta de costumbre, más parece que hicieras una mueca. Puedes parecer distante, glacial e insensible, porque no eres impulsivo, charlatán ni elocuente, pero cuando alguien está en un apuro,lo ayudas, no con palabras reconfortantes porque no sabes hacerlo, sino con hechos, lo cual es más diciente. Eres un individuo de emotividad reprimida, la cual escondes tras una bella apariencia de ironía. Pero cuando te sientes reclamado por un sentimiento, pierdes los esquemas que te haz trazado, palideces, te ruborizas y acabas como una tumba.

Siempre das una gran sensación de seguridad, pero eres incapaz de aceptar compromisos, por lo cual es difícil convivir contigo. De una honestidad altanera, imperturbablemente respetas numerosos principios morales, y cumples con tu deber.

PERRO – ACUARIO

En ti, el fuerte individualismo del Perro se moviliza y te haces más adaptable bajo la influencia del Aguador. Invariablemente rico en humor, y jamás te niegas a dar una mano o decir una palabra bondadosa.

Cuando las cosas se te ponen malas, te sientes estimulado y sigues en la lucha, no decae tu ánimo. Sin embargo, jamás te quedas en un mismo sitio el tiempo suficiente como para prosperar y, sin carecer de tolerancia, tampoco tienes muchas amistades íntimas. Cuando te concentras en tus ideas puedes parecer distraído, tiendes a descuidar lo viejo para atender lo nuevo. Experto en promover reformas, jamás desechas nada sin haberlo probado antes.

Ingenioso e idealista, raras veces encuentras tareas a la altura de tus ambiciones; por lo cual, a pesar de tu buena voluntad, poco te sientes motivado. De ahí provienen tu vaga amargura y tu insatisfacción, que disimulas bajo un comportamiento que quema y desorganiza. Tienes un humor algo cínico y desengañado, con el que juegas a las mil maravillas. Si te atacan, no te inmutas; pero si decides atacar a los demás, morderás.

Bajo tu apariencia tranquila, eres perfectamente capaz de luchar porque en gran medida tienes esa especie de valor lúcido, nada impulsivo, que lleva a determinadas personas a arriesgar su vida por causas en las que, en el fondo, no creen. Eres fiel a tus amistades, muy afectuoso con tu familia, indulgente y poco autoritario; pero, en cambio, muy reservado. Es casi milagroso poder arrancarle una confidencia.

PERRO – PISCIS

Valiente, pero con un sentido de respeto por las categorías, no eres combativo. El Signo del Pez, por lo que te corresponde, hace que no estés tan alerta y a la defensiva. Prefieres la seguridad, la serenidad y la comodidad en tu vida cotidiana, aunque no dejas de estar atento a las necesidades ajenas. Encantador en tu trato, tienes un sorprendente atractivo con tu estilo reservado. Por lo que tienes de Perro eres muy feliz con la profunda comprensión psíquica que te da el Pez, y tiendes a interesarte menos por los conflictos externos que directamente no te atañen.

Caritativo e imaginativo, serás feliz y equilibrado si consigues llevar una vida afectiva estable. Si no puedes exteriorizar tu afecto eres capaz de sufrir eternamente y de hundirte en el pesimismo y la melancolía. Eres muy servicial y consigues la máxima felicidad cuando alguien te dice: «No podría hacer nada sin ti». Esto justifica y te da la seguridad de que existes. El problema es tu pasividad. Dejas tranquilamente a los demás las responsabilidades materiales y la preocupación de actuar; por otra parte, no eres ambicioso ni interesado. Te satisface escuchar o discurrir sobre temas que traten de un mundo de paz, amor y armonía. Pero es posible que pasado algún tiempo te lamentes de que la indiferencia de los demás no se identifique con tus deseos por cambiar los estados de inmoralidad, de violencia, y de falta de espiritualidad, características del tiempo en que estamos viviendo.

Necesitas de un oficio o profesión que no exijan disciplinas ni estructuras precisas.

Con vivir a tu acomodo, teniendo lo justo para tus necesidades, ya te sientes feliz. Y si te dicen que careces de ambición, que hay que pensar en el futuro, te irritas, porque lamentablemente eres un gran conformista carente de verdaderas ambiciones y metas fijas.

Share