Todas las entradas de maestro2014

EL DRAGÓN – VIDA EN PAREJA

MARIDO DRAGÓN – MUJER RATA

Horoscopo Chino DragonAl Dragón le parecerán conmovedores la lealtad y el optimismo de su mujer, y la Ratita seguirá a su héroe hasta los confines de la Tierra. Él es magnánimo, en tanto que ella es sobria e ingeniosa. El Dragón es capaz de ganar muchísimo dinero y dilapidarlo; pero lo más fácil será que ella haya reservado algo para las malas épocas. La Rata es charlatana y vivaz, pero estará siempre dispuesta a que sea ella quien juegue al jefe. Una unión fructífera y duradera.

MARIDO DRAGÓN – MUJER BÚFALO

Aquí, ambos son concienzudos, pero tercos, y este factor puede significar el éxito o la ruptura de la unión. El Dragón va en pos de la gloria y del reconocimiento, pero su compañera tiene que ver los beneficios materiales de su esfuerzo. Si las aventuras de él no se convierten en dinero efectivo, la esposa Búfalo puede ser áspera y poco comprensiva. Él es alegre y extrovertido, y ella puede mostrarse demasiado conformista y conservadora. El Dragón necesita amor y admiración, pero en este caso su pareja puede ser fría y poco demostrativa.

Será necesaria mucha comprensión y hacer concesiones, porque si se esfuerzan, pueden lograr una unión basada en un inmenso orgullo y dedicación recíprocos.

MARIDO DRAGÓN – MUJER TIGRE

Nada de unión convencional, tranquila y sin novedad. Los dos integrantes de la pareja son progresistas, innovadores y activos. Pueden ser, el uno para el otro, una compañía estimulante, si comprenden la básica necesidad individual de libertad y expresión que tiene cada uno. La Tigresa puede respetar y adorar a su cónyuge Dragón, pero no abandonará jamás su propia identidad, y él se meterá en dificultades si procura enseñarle a ser obediente. Los dos son de genio rápido y se resisten a dejarse dominar. Será una pareja feliz, siempre y cuando consigan mantener el equilibrio adecuado.

MARIDO DRAGÓN – MUJER CONEJO

La Conejilla necesita de la fuerza y osadía del Dragón, que a su vez confía en la competencia y el compañerismo de ella. Él es enérgico y claro en el hablar, ella indulgente pero discreta, y conseguirá ofrecer a su marido un hogar acogedor y artístico. Es adaptable pero cavilosa e indefensa, y el Dragón tendrá que ser su guerrero y protector. Una buena unión si ambos luchan por el bienestar común y no permiten la interferencia de preocupaciones mezquinas o calculadoras.

MARIDO DRAGÓN – MUJER DRAGÓN

No será una unión muy pacífica, a menos que previamente se pongan de acuerdo sobre sus objetivos. Los dos son individualistas, voluntariosos y agresivos. A la mujer Dragón no le gusta que le hagan sombra y, de hecho, puede ser más autoafirmativa que su marido. Él es arbitrario y espera seguir en el mando, pero en este caso es posible que tenga que renunciar a algunos derechos. Será prudente que cada uno mantenga su propia carrera para que no terminen aniquilándose.

MARIDO DRAGÓN – MUJER SERPIENTE

Si estas dos personalidades tan distintas consiguen adaptarse, la relación será satisfactoria y estimulante. Él es impulsivo, activo y dominante, y la Serpiente sensual, indolente y amante a la comodidad.

Como el Dragón siempre tiene como meta el éxito, su cónyuge podrá transmitirle algo de su tenacidad y sentido común.  Es posible que la Serpiente tenga más agudeza comercial que él, o por lo menos administrará bien la economía familiar. Juntos pueden echar sólidos cimientos para el hogar.

MARIDO DRAGÓN – MUJER CABALLO

La mujer de este Signo será lo bastante despierta e ingeniosa como para estirar los ingresos que aporte el Dragón al hogar. Pero la seriedad del marido puede ser que encuentre a su mujer inquieta y no demasiado entusiasmada con una dieta exclusiva de labores domésticas. La vida sería más fructífera y placentera para ambos si vivieran en la ciudad y ella pudiera tener un trabajo al mismo tiempo que se ocupa de la casa. En realidad, los dos son personalidades que funcionan mejor en un clima de diversidad y libertad. El Dragón con su aspiración constante, sacará gran partido del sentido práctico de su compañera, y ella lo estimará por fuerte y confiable.

MARIDO DRAGÓN – MUJER OVEJA

Tal vez no sea una pareja demasiado fácil; solo después de mucho esfuerzo llegarán a una relación armónica. Él es aventurero e independiente, en tanto que la Oveja es esclava de sus emociones y estados de ánimo. A ella le encanta el hogar y la familia, pero es posible que al Dragón no le guste sentirse tan domesticado. La Oveja es de llanto fácil, y a su compañero se le hace difícil expresar la compasión y dulzura que ella anhela. Lo que ella tiene de artista e intuitiva, lo tiene él de decidido y ambicioso. El Dragón es el caballero de brillante armadura a quien le encantará ayudar a una dama en dificultades, pero no si tiene que hacerlo todos los días.

MARIDO DRAGÓN – MUJER MONO

Tanto en el nivel mental, como en el romántico, una pareja ideal. El Dragón se siente atraído por el magnetismo de la Monita, que a su vez admira la capacidad de él para el liderazgo. Ambos son ambiciosos y de un nivel superior de desempeño al promedio. Juntos brillarán espléndidamente e irán en busca de mundos nuevos que explorar y conquistar. Ambos tienen tendencia a la sociabilidad y es probable que reciban a muchos en su hogar.

MARIDO DRAGÓN – MUJER GALLO

Pueden alcanzar una unión de gran intimidad, si empiezan por limar algunas asperezas. Los comentarios críticos y a veces implacables de su mujer pueden desinflar al súper Yo del Dragón. Él es dinámico y está lleno de energía, y ella exigente, económica y crítica. Ambos serán felices si se ponen de acuerdo sobre los terrenos que ha de controlar cada uno. Mentalmente se encuentran en el mismo nivel, pero deben tratar de no apabullarse el uno al otro con sus logros.

MARIDO DRAGÓN – MUJER PERRO

La gran diferencia básica entre los temperamentos será causa de muchas discusiones. Los dos son agresivos y enérgicos, pero cada cual a su manera. El Dragón adora la libertad y la acción independiente, pero la Perrita exige colaboración y una lealtad invariable. Es posible que subconcientemente cada uno procure alcanzar los atributos del otro que a él ─o a ella─ le faltan. Sin embargo, no tienen la comprensión básica necesaria para conseguirlo. Ambos Signos son orgullosos y testarudos en un enfrentamiento; ninguno de los dos querrá perder ni ceder cara. Para que ésta unión funcione serán necesarias muchas modificaciones… tal vez demasiadas.

MARIDO DRAGÓN – MUJER JABALÍ

Una unión feliz y estable. La Jabalina siempre animará y brindará apoyo a su ambicioso compañero Dragón, tan impulsivo como ella es paciente. Él es peleador, y a ella le encanta hacer las pases. No tendrán problema en cooperar en el logro de metas comunes: ella dedicará todas sus energías a aquello que el Dragón emprenda. Mientras consiga hacer que ella se sienta necesaria, él puede quedarse tranquilo. El Dragón es temerario y su mujer, sin queja alguna, lo ayudará a levantarse cada vez que se caiga. Ambos serán sumamente románticos.

Share

ENCUENTRO DEL DRAGÓN CON EL ZODIACO OCCIDENTAL

Horoscopo Chino DragonEvidentemente, tanto el Zodiaco Occidental como el Horóscopo Chino, son fuentes de información psicológica sobre los nativos de los respectivos Signos. Haciendo una analogía entre ambos, se ha encontrado que tienen, en común, características definidas en ciertos aspectos y, uno y otro, además, tienen otras que mencionan cada cual por su parte. Tomándolas en conjunto, nos ha dado una imagen más definida sobre el comportamiento de las personas en general, dándonos fundamentos para estructurar unos patrones de comportamiento específicos y más completos, en el sentido de tener en cuenta que al Signo de Dragón corresponde el Signo Zodiacal Aries. Así las cosas, a continuación damos detalles caracterológicos que se compenetran con el Signo Chino.

POR INFLUENCIA DE ARIES, EL DRAGÓN ARIES

Es valiente e impulsivo y su mejor caracterísitica es la fuerza y la energía. La acción es su lema y su principal objetivo. Camina con confianza y muy rara vez se siente abrumado por sentimientos de inferioridad. Siempre que oriente bien sus energías llegará muy lejos. Se precisa de esa fuerza para llegar a ciertos lugares y tiene abundancia de ella.

Si la influencia de este signo es bien definida, su vigor usualmente estará dedicado a fines útiles y podrá realizar grandes cosas como reformador y campeón de los débiles. No dudará en cambiar aquello que no le gusta y no será de los que se sientan a esperar que les lleguen las cosas buenas de la vida. Subirá a la palestra a buscar las oportunidades y ciertamente lo hará con entusiasmo. Desea ser el primero en comenzar las cosas y parece que las dificultades le proporcionan más fuerza para llevarlas a término. Se da cuenta que para lograr lo que quiere, tendrá que hacerlo por sí mismo, ya que otros probablemente estarán en desacuerdo con lo que pretende. Su mente es rápida y llena de ideas. Es capaz de superar cualquier situación de emergencia. Puede tomar importantes decisiones y nunca hay algo que sea lo suficientemente duro o difícil para que llegue a desanimarse o rendirse. Algunas veces cree que los asuntos le salen mal porque no puede concentrarse sobre un solo tema. Esta es la razón por la cual apura mucho las cosas.

Si la influencia de Aries es débil, no empleará sus cualidades cuidadosamente. Es fácil que se deje arrastrar por disputas y muchas veces no es capaz de ver con claridad los puntos de vista de los demás.

Tiende a subestimar a la gente y su audacia o atrevimiento puede ser inútil cuando la pone en juego apresuradamente con impulsos de testarudez. Algunas veces en su deseo de apresurar las cosas, «se pasa de la raya» y se muestra optimista en exceso y su entusiasmo no tiene razón para que obre en tal forma. Pero ese entusiasmo desaparece con la misma rapidez con que llega. Muy rara vez piensa dos veces las cosas antes de actuar o realiza movimientos alocados, sin pensarlos. Debe, pues, tomarse tiempo para que cristalicen sus ideas, hasta un punto en que pueda explotarlas eficaz y seguramente.

Posee un temperamento vivo; pero, por lo general, no es vengativo. Se indignará con facilidad, pero con la misma rapidez también le pasará la cólera. Todos sus asuntos amorosos sufrirán también de esta inflamación y se desvanecerán con igual prontitud.

Al poseer una naturaleza vigorosa es extremadamente orgulloso y arrogante. Se resiente ante las críticas y la oposición y cede el paso a su debilidad para convertirse en la víctima de cualquiera que lo desafía. Puede producir mala impresión por presionar sobre las cosas y sobre las personas con excesivo apremio. Debe emplear un mejor criterio cuando haya choque de opiniones. Sobre todo, debe evitar los excesos físicos de todo género, así como los financieros o de otra clase.

CARACTERÍSTICAS POSITIVAS O YANG (de todos los Dragones)

La fuerza y la energía son sus principales valores, combinados con la generosidad. Posee gran personalidad e inspiración, y siempre usa bien la cabeza. El cerebro y no el músculo es su motor impulsor. Como persona adecuada para grandes empresas es un dirigente nato y siempre instigará a otros a la acción. Su entusiasmo y celo por vivir es terriblemente contagioso e impulsará a otros a imitarle. Hace frente a los desafíos de la vida con vigor e incluso parece inspirarse en ellos. Su política es atacar, medrar, moverse siempre y nunca esperar que las cosas lleguen a él. Dedica poco tiempo para adoptar una posición lenta ante lo que le rodea. Para él la vida es cosa atareada e interesante y, por otra parte, le gusta que sea rápida. A pesar de su urgencia por hacerlo todo rápidamente, no se fatiga, porque al esforzarse parece crear aún más energía y nueva vida.

Es de esas personas a las que no les preocupa la edad, ni tampoco ese día lluvioso, porque su corazón es siempre joven y su espíritu alberga cada vez nuevas esperanzas. Aunque algunas veces se siente deprimido, este estado dura poco y muy pronto recupera su sentido del humor.

CARACTERÍSTICAS NEGATIVAS O YIN (de todos los Dragones)

Como otras muchísimas personas, también tiene sus faltas. Obedeciendo a su vivo temperamento, siempre dice lo que piensa y no siempre se muestra discreto con lo que dice o hace; no procede con tacto. Es impaciente y demasiado rápido para ser seguro. Para el Dragón, es mucho más importante hacer las cosas rápidas que hacerlas con cuidado para que su resultado sea eficaz y seguro.

Es muy probable que encuentre dificultad en ser imparcial. Si las cosas no salen a su satisfacción, se mostrará impaciente y buscará pelea. Entonces se mostrará rudo, poco considerado y exteriorizará malos modales. Será usted persona sarcástica en todo cuanto haga o diga. Tendrá súbitos cambios de humor y se mostrará como persona totalmente diferente.

Es importante mantener en un segundo plano sus fuertes cualidades egoístas. Un revés de la fortuna o un repentino cambio en los acontecimientos pueden encontrarle tímido, dubitativo, temeroso o acobardado. Las fuerzas que entran en conflicto en su interior como resultado de alguna experiencia emocional o influencia destructora, pueden hacer que surja a luz este aspecto de su personalidad, con efectos desastrosos. Instintivamente sabe que las cosas no están bien y no se siente muy seguro de sí mismo. Debe desembarazarse de tales tensiones emocionales y de cualquier sensación que entorpezca su camino. El remedio a tales situaciones es cosa del Dragón mismo.

PSICOLOGÍA POR INFLUENCIA DE LOS DOS SIGNOS

DRAGÓN – ARIES

Una antorcha radiante que señala el camino lleno de nobleza. Brilla por derecho propio y serás el eterno optimista, solicitado por su particular atracción y tu contagioso entusiasmo. Sin embargo, a pesar de tus cualidades puede ser destructivamente dominante o con un sello de altanería que te importe la confianza en ti mismo, y que también te hace temerario. Eres el apóstol del todo o nada porque odias los extremos; emprende tus asuntos con toda vehemencia, pero cuando no se respetan lo que consideras tus derechos, puedes convertirte en una bestia salvaje, ciega, porfiada y sin medir riegos.

Debieras emplear tu gran versatilidad mental para asuntos más provechosos, concentrándote en los asuntos importantes, ser menos egoísta y más práctico. Muchas veces tomas posiciones ambivalentes ante tus amistades, y las preocupaciones que te causan esas situaciones desmejoran tu personalidad y hacen por lo general que tus capacidades se resientan y se hagan menos efectivas, no pudiendo desarrollar tu verdadero carácter a plenitud.

Te compadeces muy a menudo de los demás, tienes un corazón amplio y bondadoso, pero descuidas con mucha frecuencia tus propios asuntos, aún los más importantes. Tu fuerza radica en tu capacidad mental, lo cual facilita que tengas un alto poder de dominio sobre los demás. Aparentemente eres débil, pero muy fuerte en tus decisiones.

Contrarresta a tus amigos siendo más positivo, aplicándoles más energía en su trato, y procura poner también más entusiasmo en tus actuaciones. Es hora de que empieces a emplear esos poderes que tienes ocultos.

DRAGÓN – TAURO

Firme como el rayo de la luz de un faro, eres mundano, con muy pocos prejuicios y dotado de un especial poder para coronar tus metas prácticas. En ocasiones, la virtud de predecir, habitual de Tauro, quedará eclipsada por el brillo del Dragón. La combinación de estos dos Signos te hace decididamente atractivo, aunque tiendes a ser una persona distante y de movimientos lentos. Eres siempre imparcial y franco, atento a tu propio rendimiento; una persona en la que se puede confiar; inviertes tu tiempo y tus energías con prudencia y en el momento y lugar adecuados.

Cristalizar tus ideales es realizar tus sueños. Desviarte del camino es bien fácil, tan fácil que no necesitas del menor esfuerzo y si no tienes cuidado y pierdes tu ruta, eso solamente te traerá lamentaciones y tormentos en el día de mañana. Procura ser más asequible en el ambiente familiar, pues así como te mereces ser oído, a los demás también les parece tener ese derecho. No despilfarres tus economías, porque no debes olvidar que si por momentos sonríe la fortuna, también mañana puedes tener días que serán noches, y en esa oscuridad de quebranto puedes perder el equilibrio y echar por tierra todo el esfuerzo que por años has realizado. Maneja tus finanzas con más tino, ya que últimamente en este campo para ti ha sido muy difícil, y por lo tanto debes tener más cuidado. Tú has sido siempre alguien que ha estado a la vanguardia de todo lo que es progreso. No olvides que el triunfo no solamente es desearlo, sino que hay que actuar y sacrificarse para poder cuidar lo poco que se logra. Debes contrarrestar las envidias, pues ellas pueden ser un obstáculo para tus objetivos.

DRAGÓN – GÉMINIS

En ti se encuentra un huracán de actividad; rápido, ágil y temerario te destacas por tu gran eficiencia, en el más puro estilo de «hágalo usted mismo». Tienes una mentalidad clara y cortante, y el Dragón te presta tu determinación y el coraje necesarios para poner en práctica tus deseos y tus ideas. Con esta combinación de Signos tendrás un gran éxito si prestas atención a los detalles, pues dan también tendencia a pasar por alto minucias importantes. Con el liderazgo del Dragón y la capacidad de Géminis para las relaciones humanas tu personalidad se creará una esfera de influencia amplia y merecedora de respeto.

El pesimismo no solo produce angustias y quebrantos, sino que también disminuye las posibilidades de mejorar la vida. Nunca un pesimista ha podido romper las barreras de la miseria y, si te frustras, siempre vivirás atribulado y angustiado, presa del desengaño. Trata de invertir esta línea negativa y dirigirla hacia el horizonte en donde están los triunfadores. Ten más seguridad en ti mismo, confía en cada una de tus decisiones, emerge de las tinieblas y siente en la superficie la luz. Tu definida personalidad hará más brillante la aurora que esperas con tanta ansiedad. Tu realización no está muy lejana, al contrario, está bastante cerca. Solamente necesitas un poco más de esfuerzo y de confianza en ti mismo. Posees una definida inteligencia que deberás utilizar para ser más productivo.

En el campo sentimental tiendes a tener decepciones, las cuales tendrás que superar, ya que son un terreno difícil para ti. En las amistades siempre despertarás inconformismo y descontento por tu manera de ser, por eso serás criticado y víctima de chismes y cuentos que pueden dañar tu imagen de persona honesta.

DRAGÓN – CÁNCER

En ti se unen la dignidad y un sensible encanto. Estos Signos no te hacen tan autoritario como otros Dragones, pero tienes el porte regio y calmado de quien sabe impartir órdenes. En ti, las impresiones se graban en forma lenta; pero, por eso mismo, muchísimo más permanentes. Con la disposición tranquila de la Luna, es posible que la excitación propia del Dragón disminuya. Tienes también la fuerza del Dragón puesta al servicio de los deseos adquisitivos de Cáncer. La vida a tu lado puede ser placentera, porque eres sincero y tolerante.

Tu alta sensibilidad puede ocasionar serios descontentos en tu vida. Es por ello que se te sugiere que seas más realista y que no cedas en tu lucha, ya que tu principal enemigo es el temor ante la derrota. Recuerda que toda gestión empezada tiene la mitad ganada. Todo el que arriesga tiene siempre algo que perder, pero también puede ganar. Lleva a cabo tus planes con menos desorden y con más disciplina, procurando establecer una motivación permanente de superación por medio de tu energía y valor en los campos.

En lo sentimental, tienes felicidad alterna, porque terceras personas tratan de sacarte de tu camino, convirtiéndote en un ser voluble. Tu nata capacidad receptiva debilita tu personalidad, ya que personas impotentes para realizar y obrar en la forma como tú lo haces, se sentirán menoscabadas y tratarán de entorpecer tus designios. Protégete de estas mentes que podrían entorpecer tus propósitos.

DRAGÓN – LEO

Eres dueño de una magnífica personalidad sorprendente, por lo cual crees que te da derecho a gobernar. Impresionante en la acción, permanentemente mantienes las armas cargadas. El León ofrece al ya ampuloso Dragón más dinamita de la que es capaz de usar, de manera que puedes ser una persona muy terca y difícil de tratar, cuando los demás no te ceden el paso. Sin embargo, jamás alimentas resentimientos, y cuando te expresas con razón lo mejor es reconocer que es así y aguantar. Con un signo doblemente regio por la combinación del Dragón y Leo, eres un mimado de la fortuna; siempre con la intención de cumplir lo que prometes, y noble y caballeroso con los menos afortunados.

Tu agresividad, bien dosificada, podría ser el arma clave para realizar tus proyectos; pero, lamentablemente, eres una persona de extremos, que muy poco dejas que los demás opinen, descuidas lo más importante. Muy rápido te entusiasmas con lo que te proponen y quedas al libre albedrío de quien te lo ofrece. En el campo de las finanzas o del comercio no te convienen las compañías, ya que uno de tus rasgos distintivos es la inconstancia, y también eres necio y rebelde sin que te expliques el por qué, pero lo curioso es que siempre tienes razón. En lo sentimental procura ser más cauto, tratando de descubrir en ti ternura amorosa dando algo de ti mismo. Tu excesiva sinceridad te puede traer resistencia de tus amistades, puesto que ellas viven a la expectativa para distorsionar cada palabra que pronuncias, con el objeto de ocasionarte daños morales y espirituales.

DRAGÓN – VIRGO

Te favorecen dos Signos que te deparan gran confianza en ti mismo, aunque de los dos la Virgen es más realista y constante. Siempre estás pendiente de aprender y perfeccionarte. Necesitas brillar, y puedes resentirte muchísimo cuando encuentras oposición. No abandonarás fácilmente la lucha y, en ocasiones, no lo harás de ninguna manera.

En esta combinación los dos Signos te dan cualidades valiosas y puedes ser admirable por tu fuerza de carácter. Sin embargo, cuando te pones a enderezar cosas torcidas, puedes ser culpable de exceso de celo.

Una de las sensaciones más difíciles de describir es la de sentirse perdido, y otra de las menos conocidas es la de amar sin ser amado. Y ambas te afectan a ti particularmente. Por estar siempre viviendo para los demás, muy pocas satisfacciones recibes. Bajo la Omnipotencia divina constantemente estarás guiado por una luz que te protegerá, pero no por esto debes abusar de tu suerte. Necesitas apoyarte más en conocimientos y descartar hasta donde sea posible la ayuda de los demás. Apela a tu experiencia y utilízala.

Ten siempre presente que te puedes valer por ti mismo, pero si llegas a resquebrajarte, los resultados pueden ser muy tristes. Procura mantener normales tus relaciones familiares, pues cualquier desavenencia también te puede perjudicar emocionalmente.

En el campo sentimental, no demuestres mucho interés por el ser amado, pues se pueden malinterpretar tus buenos sentimientos. Hay personas no muy confiables entre tus amistades que tratarán de entrometerse en tu vida con el ánimo de que no puedas desarrollar tus verdaderas capacidades.

DRAGÓN – LIBRA

Tienes un alma recta y garbosa, nada asustadiza. Eres del tipo de Dragón no beligerante. Eres benigno, y tu sonrisa atrae, a pesar de que eres serio. En tu caso, la balanza se inclina hacia el apremiante magnetismo del Dragón, y aunque tienes mucho impulso, no eres tan confiable como los otros de tu Signo. Como los dos Signos que integran esta combinación dan personalidades auténticas y sinceras, se puede esperar que seas franco y amigable, sin segundas intenciones y con un mínimo de inhibiciones.

Es importante conocerse a sí mismo para luego estudiar a los demás, para que no se te aplique el dicho: «En casa de herrero, azadón de palo». Como consejero de los demás eres excelente, pero poco haces por ti mismo. Si estás en la lucha, debes ser un poco más real, recuerda que permaneciendo en el aire no se hace nada correcto. Solamente se pueden realizar desaciertos si estás fuera de la realidad, y esto te traerá circunstancias difíciles de solucionar.

Posees una mente muy poderosa y con tus energías mentales, podrías desarrollar grandes cualidades que están dormidas dentro de ti. Con el principio fundamental de la fe en ti mismo, te ayudarás a encontrar la vida que conduce al éxito para dejar atrás al fracaso.

En el campo familiar nunca será muy clara la posición de ellos ante ti, siendo por esto necesario que prestes mucha atención en los detalles de tu trato con parientes y allegados más íntimos. En el terreno sentimental, serás correspondido, pero frecuentemente sentirás un amor egoísta porque eres demasiado celoso. Tus amistades nunca estarán de acuerdo contigo y tratarán de sembrar dudas acerca de tu capacidad para, de esta manera, hacerte sentir opacado y despersonificado.

DRAGÓN – ESCORPIÓN

Eres un Dragón conspirador y vigoroso, pero podrías ser más explícito en lo tocante a tus preferencias y rechazos. Escorpión te dota de una subyugante intensidad, unida a los pavorosos poderes del Dragón, pero esto puede ir en detrimento a tu personalidad en casos en que te dejes llevar a burdos excesos. Ambos Signos tienen una provisión excesiva de fuerza y magnetismo. Pero engañas, porque debajo de todo ese encanto devastador, hay una dureza de acero. En cuanto a la mujer de esta combinación, se le puede aplicar la letra de una canción inglesa que dice: «Cuando es buena, es muy, muy buena, pero cuando es mala, es preferible que no te acerques a ella».

Te caracterizas por tu locuacidad, con un léxico natural que fluye de tu personalidad y que te hace atractivo y nunca pasas ignorado en determinadas reuniones sociales o familiares. Tienes un temperamento orgulloso que te impide ser humilde, porque llevas dentro de ti un sentido de autosuficiencia que además te impide pensar en el mañana. Vives haciendo promesas de cambios en tu vida, pero contigo es inútil porque tu fuerza de voluntad es débil y muy fácilmente te dejas dominar por determinadas circunstancias y situaciones que te parecen invivibles. Es bueno que ambiciones, pero debieras tener una suficiencia de lucha y sacrificio en todos tus esfuerzos. No todo viene de arriba. Para cimentar una posición o una situación debes poner granitos de arena unos sobre otros, pero en terrenos firmes. Procura ser más discreto con tus asuntos personales ya que vives rodeado de gentes que no merecen tu confianza; se mantienen pendientes de tus movimientos, y como podrían ser personas sin moral y sin espíritu, pueden crearte dificultades en tu destino, que es prometedor. ¡Adelante!, te esperan muchos triunfos, pero no debes olvidar evitar la gente ruidosa. Procura ser más objetivo, ya que las rutas de tu esperanza serán caminos llanos y sin obstáculos para que puedas caminar más confortablemente, y dejar atrás fracasos y frustraciones.

DRAGÓN – SAGITARIO

Eres agradable, jovial, cálido, abierto, y también un poco obstinado. Rápido y fiel y no toleras engaños. Estos dos Signos te hacen estar siempre listo para la acción. Imperioso e impaciente, no esquivas los compromisos y tiendes a participar en cualquier acción que se presente. Tus intereses serán indudablemente numerosos y diversos. Con frecuencia ofendes por tu manera punzante de hablar, pero lo haces sin malicia, sin darte cuenta de que tus flechas han dado cerca del corazón. Persona noble y valerosa, demuestras tu verdadero valor cuando ofreces tu ayuda en el momento en que alguien no tiene quien lo defienda.

Cuando se unen dos manos cálidas y cordiales se crea una sensación agradable de calor humano y de bienestar. Lo mismo sucede con dos seres unidos en un mismo pensamiento o están comprometidos en el mismo ideal.

En tu caso, muy poca opción tendrás en el campo sentimental. La felicidad se te acercará y se te apartará. Procura vivir con intensidad y en esa intensidad conserva la fragancia del ayer, no con amargura sino con el sentido de trascendencia vital que se te ha conferido. Eres sagaz y objetivo, poco conformista, bastante ambicioso y lleno de ideales que se sumergen en el mar de tu timidez que te impide avanzar.

Tu espíritu anhela y busca libertad, pero confundes el término y obras en forma muy distinta. En estos tiempos, razonar es importante, ya que así podremos evitar muchos fracasos y desengaños que podrían comprometer el buen desarrollo de nuestras vidas. En la forma acelerada y convulsionada como anda el mundo de hoy se necesitan seres que, como tú, irradien energía, fortaleza, vitalidad y bondad. El campo de los negocios será muy amplio para ti, y podrías desempeñarte bien puesto que tienes disposiciones natas para esto.

DRAGÓN – CAPRICORNIO

La seguridad de la cabra para escalar alturas, y las inagotables aspiraciones del Dragón, hacen de ti un ser notablemente dotado para ser líder. Eres realista, extraordinario trabajador y de una total seguridad en ti mismo. Excepcionalmente enérgico y voluntarioso, eres capaz de mover montañas con la fuerza colosal de tu voluntad. Todos tenemos necesidad de realizar tareas difíciles, pero tú eres un campeón en este sentido. Eres más atlético y físico que cerebral, y aprecias y valoras tu intimidad. Cuando se vea en tu puerta el cartel: «No molestar», es en serio y hay que respetarlo.

Capricornio es el Signo de las largas ascensiones solitarias y laboriosas. La benefactora influencia del Dragón dará fruto en ti, haciéndote paciente y perseverante. Tu ambición no tiene límites. Te interesa el poder. Quieres conseguirlo y conservarlo, para ir después más arriba. Corres el riesgo de volverte insaciable y de estar tan obsesionado en lo que pretendes, que no te enterarás de lo que ocurre a tu alrededor. Unirse a ti, significa correr un gran riesgo, a menos que de alguna manera seamos indispensables para la realización de tus deseos materiales o de tu ideal. No eres deslumbrante, pero tienes tu propio brillo de incorruptible, puro, inatacable. Tus cualidades a nadie decepcionan, y vale la pena frecuentarte porque eres de los mejores y más fieles amigos que se puedan tener.

DRAGÓN – ACUARIO

Eres el resultado de una combinación de Signos que no te dan claridad de expresión porque no tienes el respaldo de una autoridad en lo que manifiestas o haces. Estás constantemente cambiando, y no se puede negar que siempre mejoras. El Dragón te hace realista e intolerante para el engaño, en tanto que acuario te da la capacidad para enfrentarte con personas o situaciones difíciles. Puedes ser imprevisible y contrario a muchas opiniones, pero nunca deliberadamente cruel.

Los dos signos te dan la capacidad de perdonar y olvidar, aunque por influencia del Dragón te puede hacer belicoso cuando estés frustrado. Pero al mismo tiempo el aguador te hace más abierto de miras y más fraternal.

Eres independiente pero un poco susceptible, porque en el fondo te hallas tan convencido de tu originalidad, de sentirte irremplazable, que las críticas de los demás y lo que opinen, te afecta poco. Descuellas sobre los demás por tu ingenio y por los ideales que te forjas. También te interesa el poder, pero solo como una experiencia humana, a la que tranquilamente renuncias una vez la has practicado. En amor te apasionas por la gente hasta que tienes la sensación de que ya no pueden aportarte nada nuevo. Por eso haces sufrir, aunque no lo quieras. Es imposible encadenarte. Eres inteligente y manejas con facilidad vastos problemas, pero demuestras estar poco dotado para realizar trabajos de rutina. En ocasiones no eres muy realista, por lo que necesitas de ayudantes hábiles para realizar tus proyectos.

DRAGÓN – PISCIS

Tras de tu amable aspecto tienes una fuerza de voluntad indomable. La fogosidad del Dragón te confiere ambición; y cierto sentido de la aventura, el pez; porque éste es más timorato.

Eres capaz de actuar con energía en diversas circunstancias, pero al mismo tiempo con la mesura y consideración necesarias. En tu caso, Piscis controla en cierta forma al Dragón, y esto hace que aunque puedas ser una persona contradictoria e indecisa en ciertos momentos, es raro que llegues a tirar todo por la borda, como suele hacerlo el Dragón en situaciones más fogosas.

La sensibilidad, la imaginación y la creatividad de piscis te favorece y se dinamizan con el calor que se desprende del Dragón. Esto te hace muy positivo y desenvuelto, lleno de sorprendentes ideas y capaz de hacer cosas útiles con ellas, lo cual es más positivo todavía. Tienes mucho encanto y sabes servirte de él. En amor, eres emprendedor, romántico y comprensivo; pero eres un poco voluble porque necesitas demostrate que eres seductor. Felizmente no te gusta hacer daño, pero cuando haces sufrir no te das cuenta de esto. De temperamento artístico, te dispersas con frecuencia, porque te interesan muchas cosas a la vez. Contigo nada será trivial, será siempre todo o nada.

Share

EL CABALLO

Horoscopo Chino Caballo

Soy el caleidoscopio de la mente.
Imparto luz, color y movimiento perpetuo.
Pienso, veo y me muevo con eléctrica fluidez.
Constante únicamente en mi inconstancia
no me traban las mundanas ataduras,
ni me ponen límite estrechos objetivos.
Sin freno corro por senderos vírgenes.
Indómito mi espíritu,
mi alma por siempre en libertad.
Soy el Caballo.

CORRESPONDE AL SIGNO OCCIDENTAL DE GÉMINIS.

NOMBRE CHINO DEL CABALLO: MA

ELEMENTO QUE LE RIGE: FUEGO (Ver los 5 elementos y su influencia).

TENDENCIA YIN YANG: Positiva.

COLOR: Rojo, el del fuego.

PLANTAS: Palmera y Naranjo.

FLOR: Peonia y Capuchina.

PROFESIONES DE CONVENIENCIA: Ganadero, obrero, pintor. Para ampliar lo de las profesiones, leer, en la parte de ‘Los 5 Elementos y su Influencia’, lo relacionado con Fuego.

EL AÑO DEL CABALLO

Un año vivaz para todos, de vida agitada y rico en aventuras. La gente se sentirá osada, romántica y alegre. Es, decididamente, época de progreso, en la que nos será agradable seguir el paso ágil del Caballo.

Serán tiempos en que decisiones y proyectos se llevarán a la práctica a gran velocidad y con eficiencia. «Acción» será la palabra clave. Todo está en marcha, y debemos cuidar de no excitarnos demasiado. Será un año muy gratificante pero agotador.

Habrá mucha euforia, aunque muchas veces nos frustre. El ritmo de este año pondrá a prueba nuestras reservas de energía y nos dejará con una sensación de agotamiento. Es buen momento para soltar presión y permitirse todos los caprichos que uno viene soñando desde siempre. Escucha tus sentidos y, por más que el tiempo cambie constantemente, una vez que hayas olfateado la pista, guíate por tu intuición.

Todo lo que sea planear y postergar quedará a un lado. La influencia impulsiva del Caballo, unida a su confianza en sí mismo, dictará nuestras acciones y emociones. La industria, la producción y la economía mundial estarán en alza. También los ánimos estarán un poco susceptibles en el terreno de la diplomacia y de la política, pero prevalecerá el buen humor.

Hay que hacerse firme, porque el volátil Caballo nos acelerará el pulso e introducirá tensión y presión en nuestra vida cotidiana. El ritmo del Caballo es rápido, su disposición sanguínea y errante. Pero su sentido común en asunto de dinero, nos favorecerá. Es una época excelente para comenzar algo solo. Este año habrá libertad de movimiento, de manera que !Adelante!

PSICOLOGÍA DEL ADULTO CABALLO – HOMBRE O MUJER

Se dice que las personas nacidas en el año del Caballo son alegres, populares y de entendimiento rápido. El Caballo se distingue más por su atracción sexual que por su simple postura. Mundano y cálidamente atrayente, es muy observador y charlatán. Su naturaleza cambiante puede llevarlo a ser, en ocasiones, corto de genio, precipitado y testarudo. Impredecible, el Caballo es de enamoramientos fáciles, y de no menos fáciles olvidos y desenamoramientos.

En la mayoría de las veces, el Caballo se irá temprano de la casa paterna; si no su espíritu independiente lo inducirá a empezar a trabajar o a emprender carrera desde temprana edad. Aunque aventurero del alma, se distingue por su mentalidad aguda y su capacidad para administrar dinero. Seguro de sí mismo, vivaz y enérgico, impetuoso e incluso temerario, el Caballo se viste en forma llamativa, le gustan los colores brillantes y los diseños vistosos hasta el punto de parecer ocasionalmente vulgar y charro. Le gusta el ejercicio tanto mental como físico. Se le puede reconocer por los movimientos, veloces y graciosos, por la rapidez de sus reflejos y por su prisa en el hablar. Reacciona con celeridad y es capaz de tomar decisiones rápidas. Su mente trabaja con notable velocidad, y compensará lo que le falte de estabilidad y perseverancia mostrándose flexible y de mentalidad abierta. Básicamente es un inconforme.

A los nacidos bajo este signo se les puede considerar engreídos, vanidosos, pero son bien recibidos y reconocidos en altos círculos sociales. Play Boys, Play Girls, que llevan una vida fastuosa, pero vacíos de espiritualidad y de sentido común práctico. Les gusta el ruido y están donde hay acción. Son personas decididamente joviales, a quienes les gusta tanto hacer cumplidos como recibirlos. El Caballo es tan hábil en los negocios como en el amor, rápido y brioso, evalúa con astucia las situaciones y es capaz de manipular a las personas tanto como a los acontecimientos.

En el aspecto negativo el Caballo es impulsivo y terco. Aunque de temperamento impulsivo olvida rápidamente sus estallidos. Es posible, sin embargo que a los demás no les guste esto y no se recuperen tan rápidamente. Con frecuencia ese rasgo será causa de que ese nativo pierda respeto y credibilidad. Tiende a presionar a la gente, y se inquieta cuando los demás no se desempeñan con la misma rapidez o eficiencia que él. El Caballo exige mucho pero está dispuesto a dar poco, especialmente en lo que se refiere a su importantísima libertad.

En la satisfacción de sus deseos y caprichos puede ser mezquino e infantil. Frecuentemente se muestra olvidadizo y distraído, y tiende a sacar conclusiones precipitadas.

Quiere siempre que las cosas se hagan a su manera. Egocéntrico por naturaleza, le gusta que en la casa y en el trabajo las cosas giren en torno a él. Con notable capacidad de persuasión, se empeña en atraer a la gente a su manera de pensar. Es un precursor que, haciendo chasquear los dedos y entrechocar los talones, puede convencer de cualquier cosa una vez que comienza a desplegar su encanto. El principal artículo que vende es su personalidad.

Para poder entender realmente a un Caballo, hay que saber una cosa: El o Ella, cree firmemente en el principio de la vida, la libertad y la persecución de la felicidad… de la suya, principalmente. Y si por casualidad, uno mismo se ha apuntado a estas cosas, el Caballo no se interpondrá en nuestro camino. No es posesivo, desconfiado ni celoso, y solamente se vuelve agresivo cuando no consigue salirse con la suya pese a todos sus intentos.

Su egoísmo rara vez se extiende al aspecto monetario o material de la vida. Sería más exacto decir que es egoísta con su tiempo, con sus afectos y con su disposición a modificar su manera de ser para adaptarse al grupo. Su preocupación por los demás igualmente es poca. No se propone ser deliberadamente desconsiderado; simplemente, no puede esperar a que los demás mortales lo alcancen y se pongan a la altura de su rapidez mental o de su turbulenta actividad física. Por esta razón, aunque pueda sobresalir en alguna actividad, es mal maestro.

La incongruencia del Caballo dimana de sus estados de ánimo cambiantes. Percibe matices que pasan desapercibidos para el resto de sus semejantes y de acuerdo con ello modifica sus evaluaciones. No hay que pedirle que explique sus corazonadas ni sus pavorosas deducciones, porque no se puede. Tiene la pasmosa habilidad de improvisar mientras se está jugando la partida. Y es frecuente que esté jugando varias partidas al mismo tiempo, y que sea más que capaz de defenderse bien. Una vez tomada, con rapidez, su decisión respecto a su línea de acción, no vacila. Se encontrará afanándose a la vez en mil cosas, o totalmente postrado por el agotamiento. Con más frecuencia que a los otros signos, al Caballo se le hace difícil desconectar, y no es raro que sufra de insomnio.

No tiene nada que ver con el reloj. Un Caballo es incapaz de adaptarse a horarios que él mismo se haya impuesto, y no siente respeto alguno por los procedimientos normales. Cuando lo asalta una idea trabajará 25 horas al día, sin comer ni dormir. Y si el trabajo afloja en la oficina, no tendrá inconveniente en faltar cuando le da la gana. El necesita un trabajo estimulante para demostrar su competencia.

Se le ocurren grandes ideas publicitarias, vislumbra enfoques nuevos y dinámicos, resuelve enmarañados problemas. De modo que si hay un Caballo trabajando para uno, hay que darle actividades variadas y bastante cuerda, y confiarle misiones imposibles. Muchas y valiosas condiciones positivas aflorarán cuando se vea en libertad de actuar. Pero hay que mantenerlo ocupado. Si en un trabajo no se siente exigido, se desempeñará mal.

Cuando se está hablando con un Caballo, hay que imitarlo yendo directamente al grano, de lo contrario se pierde lo que se haya conseguido para captar su atención. No importa que haya que decirle «sí» o «no» hay que decírselo directamente y sin irse por las ramas, que él es bien capaz de revisar sus planes cuando encuentra oposición, o de encontrar un camino diferente. Tenerlo pendiente, solo servirá para movilizar lo peor que hay en él. No se ofenderá por la franqueza que se utilice, y agradecerá que se sea, con él, directo, si eso significa que no se quiere hacerle perder su tiempo.

Sería injusto pedirle al Caballo que se contenga más de la cuenta o que guarde sus sentimientos; él necesita expresarse. Si se ve obligado a reprimir sus emociones, es posible que se rebele abiertamente, o relinche, si es del tipo silencioso. Para él los procedimientos de restricción o suspenso son mortales.

Además, puede ser un alma tornadiza. Si no puede estar con el ser que ama, poco le importa entretenerse con otro amor. De todas maneras no habrá peligro en sus amoríos, pues si pueden ser largos y complicados, no lo atraen. El Caballo es suspicaz y astuto, y no se dejará atrapar por un contrato unilateral, a menos que le convenga. Tiene multitud de amigos y, día a día, hace otros nuevos, pero sabe que nunca debe confiar excesivamente en ninguno de ellos.

El Caballo puede entrar juguetonamente en una vida aburrida, como un radiante día de verano, y desaparecer antes de que se tenga tiempo para abrir los ojos. Después, cuando se haya abandonado toda esperanza de volver a tener noticias de él, volverá a aparecerse, retozón, a tomar las cosas donde las dejó, como si jamás se hubiera ido.

Rápida para ponerse en marcha y alcanzar el máximo de velocidad, una persona bajo este Signo es igualmente rápida para perder interés. Tampoco es capaz de resistir un largo asedio. E, indudablemente, no te echará la puerta abajo como el Dragón. Dejará su tarjeta y llamará por teléfono cuando sea necesario, hasta que pesque la ocasión en que la persona esté receptiva. Cuando soplan vientos de cambio, el Caballo altera su recorrido.

Aunque la constancia no lo caracterice, tampoco se puede estar seguro de cuando el Caballo retomará su interés por algo que parecía archivado. Su mente es como un rompecabezas, y en el momento que encuentra una pieza que va bien, la usa.

Lo mismo que su mejor amigo, el Tigre, se echará bastante canas al aire en su juventud, y recordarle sus fallos, será inútil. Si hay algo que le disguste es volver a cometer los mismos errores. Con un alegre «mea culpa», el Caballo se encogerá de hombros y lo anotará en la cuenta de su experiencia. No se le puede pedir que siempre gane, pero la próxima vez se fijará mejor donde pisa.

La mujer Caballo es viva y cálida. Es áspera, pero tiene sentido del humor, alegre y simpática, rápida e inteligente. La nativa de este Signo puede ser una charlatana irredimible, o también campeona de tenis, o destacada atleta. Es capaz de hacerse las uñas, escribir una carta, mirar televisión, hablar por teléfono y ocuparse de los niños, todo al mismo tiempo. Gasta sus energías en juegos que al resto de nosotros nos parecen trabajos forzados. Si se habla de una excursión, de escalar una montaña, será la primera que arreglará maletas para agregarse a la aventura.

A la mujer de este Signo le encanta que las cosas se hagan; si pudiera estaría en diez sitios al mismo tiempo, y hay veces que se la juzga como si estuviera compitiendo con ella misma, ya que por ahí no hay nadie que pueda hacer tantas cosas con semejante rapidez.

Las chicas del Signo del Caballo pueden parecer tan blandas como crema batida y suelen tener un aroma tan fresco como la lavanda, pero por debajo de todo eso tienen una mentalidad afilada como una navaja, acorde con la agilidad de su cuerpo. La mujer Caballo puede ser del tipo yegua mansa, o de las fogosas que sacuden, desafiantes, las crines ante el intento de manejarlas, pero jamás les faltará el talento necesario para hacerse valer. Se hace de amigos con facilidad, pero toma a la ligera los episodios románticos. El amor para ellas es una cosa práctica, cómoda, que no alcanza a sacudirla demasiado porque evalúa la situación permaneciendo ella en primer lugar.

Le gusta lo fresco, lo verde, todo lo que se ve y se oye al aire libre. Tiene mil maneras de reponerse. El bramido del mar, el susurro de los árboles, la magia de los bosques, la majestad de la montaña despertarán su sed de aventura. Y cuando levante vuelo, no es que sea infiel o indigna de confianza. Está en su naturaleza responder a este tipo de estímulos. Si la amas y quieres conservarla, no la encierres.

Los Caballos de ambos sexos acumularán riquezas, pero no seguridad. Y no la echarán mucho de menos, porque no les importa tanto. Tienden a exagerar, a deformar la verdad, a improvisar introduciendo mentirillas y, todo eso, a sus ojos, no son defectos, sino subproductos de su imaginación creadora. No se resisten a tomar las riendas, y se agotarán corriendo, por así decirlo, antes que detenerse a escuchar un consejo.

Al varón nacido bajo este Signo, no se le considera siempre tan malo e, incluso, puede parecer afortunado, en cuanto puede distinguirse y darse a conocer ya sea por su fama como por su infamia. Por cierto, lo mismo que el Dragón y el Tigre, se considera al Caballo como un Signo fuertemente masculino.

Sin embargo, es raro que la fama y la fortuna del Caballo beneficien a su familia inmediata, ya que generalmente abandonan precozmente el hogar.

Del Caballo, animado y afable, se dice que es muy susceptible a los peligros del amor. Es fácil que se pierda completamente si se entrega temerariamente a una pasión amorosa; de aquí que pueda pasar por muchos episodios de final desdichado, e incluso por muchos matrimonios y divorcios.

La mejor época de la vida será la vida adulta, cuando tenga la madurez suficiente para aceptar, a regañadientes, la carga de la responsabilidad.

RELACIONES HUMANAS

Los mejores compañeros o parejas para el Caballo serán el Tigre, el Perro y la Oveja. A estos le siguen el Dragón, la Serpiente, el Mono, el Conejo, el Jabalí, el Gallo u otro Caballo.

En cambio no se entenderá con la Rata, a quien tampoco le gusta la modalidad versátil del Caballo, y pueden planteárseles abiertos conflictos en su trato con el Búfalo. Este exige congruencia, algo a lo cual el Caballo no puede ni quiere acceder.

CABALLO CON CABALLO: Tienen mucho en común y pueden trabajar en equipo. Éxito y colaboración en sus relaciones. Vínculos buenos y perdurables.

CABALLO CON OVEJA: Gran afinidad y atracción recíproca. Relaciones mutuamente beneficiosas en el amor y en los negocios. Vínculos muy compatibles.

CABALLO CON MONO: Cooperarán hasta cierto punto para alcanzar metas comunes. Comparten algunos intereses similares, pero no hay vínculos intensos ni comprensión.

CABALLO CON GALLO: Algunas barreras comunicativas y choques de personalidad. Podrán resolver sus diferencias. Relaciones entre frías y amistosas.

CABALLO CON PERRO: Unión feliz y compatible. Éxito en el amor y en sociedades. Profunda comprensión y afinidad recíprocas.

CABALLO CON JABALÍ: Algunas áreas de interés compartidas. Moderadamente compatibles. Sin especial atracción, ni grandes choques.

CABALLO CON RATA: Desdicha y fuertes animosidades. Choques de personalidad y amargas rivalidades en la relación matrimonial o comercial. Muy incompatibles.

CABALLO CON BÚFALO: No hay vínculos muy cordiales ni durables. Algunas barreras en la comunicación. Pocos intereses similares. Relaciones frías.

CABALLO CON TIGRE: Pareja excelente y feliz, en el amor y en los negocios. Sin problemas de confianza ni de comunicación recíproca. Equipo muy compatible.

CABALLO CON CONEJO: No tienen mucho en común ni se relacionan bien uno con otro. Los vínculos son de indiferencia o falta de cooperación, tanto en el amor como en los negocios.

CABALLO CON DRAGÓN: Respeto mutuo aunque habrá algunos choques por el dominio. Podrán comunicarse hasta cierto punto, para resolver agravios. Vínculos moderados.

CABALLO CON SERPIENTE: Tendrán sus dificultades en la comprensión recíproca. No es probable que tengan mucho en común. Si acaso relaciones corteses y distantes.

DESCRIPCIÓN POPULAR DEL CABALLO

La afición de los Chinos por hablar en sentido figurado, es clásica. Aquí se tiene una historia que ilustrará mejor sobre la inquietante personalidad que anima a los nacidos bajo el Signo de el caballo.

BASO estaba en zazen (meditación) cuando su Maestro le preguntó:

─ ¿Qué haces?

─ Hago zazen.

─ ¡Qué bueno! ¿Y para qué haces zazen?

─ Quiero convertirme en BUDA.

El maestro entonces tomó una teja del tejado y se puso a pulirla. Entonces BASO preguntó:

─ Maestro, ¿cuál es su idea? ¿Por qué está puliendo esa teja?

─ Quiero hacer un espejo con ella.

─ ¡Pero no lo conseguirá usted nunca, Maestro!

─ ¿Y cómo es posible convertirte en BUDA practicando zazen─ Replicó a su vez el Maestro.

En efecto, nuestro Caballo tiene tendencia y obstinación a forjarse ideas irrealizables con mucha frecuencia.

Share

EL DRAGÓN

Horoscopo Chino Dragon

Soy un fuego inestinguible,
el centro de toda energía,
el corazón firme y heróico.
Soy la verdad y la luz,
En mi imperio abarco el poder y la gloria.
Mi presencia
dispersa las nubes oscuras.
Y soy el elegido
para domeñar a los hados,
soy el Dragón.

CORRESPONDE AL SIGNO OCCIDENTAL DE ARIES.

NOMBRE CHINO DEL DRAGÓN: LONG.

ELEMENTO QUE LE RIGE: MADERA (Ver los 5 elementos y su influencia).

TENDENCIA YIN YANG: Positiva.

COLORES CONVENIENTES: Blanco y amarillo

PLANTAS: Salvia y Mandrágora

FLOR: El  loto.

PROFESIONES DE CONVENIENCIA: Vulcanólogo, metereólogo, brillante artista, religioso. En todo caso, célebre. Para ampliar lo de las profesiones, leer en la parte de ‘Los 5 Elementos y su Influencia’, lo relacionado con Madera.

EL AÑO DEL DRAGÓN

Una reconstrucción magnífica del año del Conejo. Arrojaremos a los 4 vientos toda la cautela, y nos arremangaremos para emprender toda clase de proyectos grandiosos, de mucha euforia, colosales, súper ambiciosos y atrevidos. El espíritu indomable del Dragón, lo inflará todo a dimensiones mayores que las normales. De algún modo nos sentiremos llenos de energía sobrante, y será prudente no sobre estimarnos ni sobre estimar nuestro potencial, en este año en el que las cosas parecen mejores de lo que en realidad son.

Del lado bueno, será excelente época para los negocios y para hacer ganar dinero fácilmente. Es el momento para pedir un préstamo al Banco. Los grandes gastos y la prodigalidad están a la orden del día. El poderoso Dragón se burla de los prudentes y los ahorrativos y se juega a todo o nada. No dudará en pensar y en obrar a lo grande, aunque pase así los límites de la cautela.

Los orientales consideran que este año es auspicioso para casarse, tener hijos o iniciar una actividad nueva, pues la benevolencia del Dragón trae felicidad y buena suerte.

Sin embargo, ahora es también el momento de moderar nuestro entusiasmo y de mirar dos veces antes de dar un salto; pues, aunque el afortunado Dragón derrama sus bendiciones indiscriminadamente sobre todos, desaparece cuando llega la hora de pagar por nuestros errores. Por lo tanto, los éxitos, así como los fracasos, resultarán magnificados.

En el año del Dragón tanto la suerte como el desastre serán masivos.

Es un año marcado por muchas sorpresas y por sucesos naturales violentos. En el mundo entero habrá estallidos de mal genio, y todos nos montaremos en alguna rebelión, real o imaginaria, contra las restricciones.

La atmósfera cargada de electricidad, que crea el poder del Dragón, afectará a todos y cada uno de nosotros.

PSICOLOGÍA DEL ADULTO DRAGÓN HOMBRE O MUJER

El Dragón poderoso y magnífico del folklore mítico, jamás deja de conmover y atraer la imaginación. Hay que decir, pues, que en los nacidos bajo este signo se encuentran algunas de las cualidades mágicas del Dragón, ilusorias o no.

La persona nativa del Dragón es magnánima y está llena de vitalidad y fuerza. Para ella, la vida es un deslumbramiento de colores, y está constantemente en movimiento. Egoísta, excéntrica, dogmática, caprichosa o tremendamente exigente e irrazonable; sin embargo, nunca le falta un cortejo de admiradores. Orgullosa, aristocrática y muy directa. El Dragón, en la persona nativa, establece desde muy temprano sus ideales en la vida y exige de los demás normas de conducta y un nivel de perfección tan elevado como el que él mismo impone.

En China, el Dragón simboliza al Emperador. Representa el poder y, de las personas nacidas en el año del Dragón, se dice que llevan los cuernos del destino. Un niño Dragón tenderá a asumir cargas o responsabilidades importantes aunque sea el menor de la familia. Y es frecuente que los niños mayorcitos de este Signo, sean capaces de educar a sus hermanos menores con más autoridad que los mismos padres.

El Dragón es un verdadero almacén de energía. Su impetuosidad, ansiedad y su celo casi religioso pueden arder como el fuego que, según la fábula, arroja el Dragón por la boca. Tiene la potencia necesaria para realizar grandes cosas, y está bien porque le gusta actuar en gran escala. Sin embargo, a menos que contenga sus entusiasmos prematuros, puede terminar quemándose y convertido en una simple nubecilla de humo.

De todos los signos es el más propenso al fanatismo. Sea lo que fuere lo que el Dragón haga, bueno o malo, siempre se destacará. Los Chinos lo llaman el guardián del poder y la riqueza. Es, ciertamente, un buen signo para quienes pertenecen a él, pero también es el que más se inclina a tener delirios de grandeza.

Oponérsele es difícil y a veces imposible, porque el poderoso Dragón tiende a intimidar a quienes se atreven a desafiarlo. Un Dragón enojado y rechazado, puede ser, ante tu puerta, como el gran lobo malo: gruñirá y resoplará hasta que te eche la casa abajo.

Pero, pese a su temperamento fuerte y a su tendencia dogmática, el Dragón puede mostrarse filial y afectuoso. Las diferencias que pueda tener con su familia quedarán olvidadas o postergadas cuando esa familia necesite su ayuda. El Dragón puede dejar de lado sus resentimientos domésticos y prestar su colaboración rápidamente y con generosidad. Sin embargo, la familia también puede estar segura de que, una vez superada la crisis, recibirá de él una severa reprimenda. Y el Dragón rara vez mide sus palabras; da sus opiniones como edictos imperiales.

Aunque pueda entusiasmarse hablando de las virtudes de la libertad de expresión y de la democracia, no se lo creas; él siempre vive por encima de la ley y no siempre de acuerdo con lo que predica.

Mostrarse cortés, afectuoso y dulce puede ser un esfuerzo terrible para el Dragón que ha sido provocado, pues tenderá a ser áspero, rudo y desconsiderado. Y no intentes pagarle con la misma moneda, porque no te dará resultado, a menos que también tú seas Dragón y estés dispuesto a librar una batalla. Es un espectáculo digno de contemplar.

Pese a sus volcánicas emociones, del Dragón no puede decirse que sea sentimental, sensible ni muy romántico. El amor y la adulación hacia ella, es algo que la persona Dragón da por sentado, considera que los tiene por derecho propio. Pero, así como puede ser terca, irracional y despótica cuando se irrita, la persona Dragón puede perdonarte tan pronto como pasa el estallido. Y, como se supone que hay reciprocidad, espera que tú también le perdone sus errores. Es posible que a veces ni siquiera se disculpe, y aunque eso puede parecer insensibilidad, se trata de que en realidad esa persona Dragón no tiene tiempo para dar explicaciones ni preocuparse por resentimientos o bagatelas; lo que quiere es seguir con su trabajo.

Si bien puede ser fuerte y decidida, la persona Dragón no es astuta ni trata de hacer artimañas o malas jugadas. Rehuye la adaptabilidad fácil y las negociaciones engañosas. Si la contienda hubiera de decidirse solamente por la fuerza, la persona Dragón la ganaría sin levantar una mano; pero suele ser en exceso confiada y propensa a dejarse engañar por sus maravillosas visiones; fácilmente deja de prestar atención a posibles malas jugadas o asechanzas capaces de hacerle perder pie. En lugar de olfatear qué es lo que otra persona o los demás traman, prefiere arrojarse a la batalla, y con frecuencia se niega a retirase aunque enfrente una desventaja abrumadora. Extremadamente orgullosa esta persona, desdeña pedir ayuda, y muy segura de sí. Demasiado empeñada en avanzar, se olvida de proteger la retaguardia y los flancos. Sumamente recta, se niega a mentir. Además, es incapaz de interpretar las insinuaciones sutiles y, generalmente, no llega a detectar la intención maligna de sus enemigos.

Para la persona nativa de este signo, es esencial tener un propósito o una misión especial en la vida. Para ella, andar dando vueltas por ahí, sin nada que hacer, no es sano. Necesita tener siempre una causa por la cual luchar, una meta para alcanzar, un entuerto para enderezar; si no, ¿cómo podría mantener su fuego interior? Sin sus acariciados proyectos, reuniones y planes más o menos imposibles, su Dragón interior se convierte como en una locomotora sin combustible. Pierde presión y se vuelve indiferente y opaco.

Como es un hacedor, emprenderá cruzadas unipersonales, encabezará manifestaciones, escribirá cartas a los periódicos o reunirá un millón de firmas para pedir algo. Este método de vomitar fuego y azufre lo libera eficazmente de cualquier neurosis que de otra manera podría afectarlo.

La mujer Dragón, es la gran dama del ciclo. Creerá en la igualdad de derechos para las mujeres. Lo que un hombre pueda hacer, ella puede probablemente hacerlo mejor. Nunca la subestimes, porque te ganará en tu propio campo o, por lo menos, se hará matar intentándolo. Jamás se quedará ociosamente esperando su destino. Es con mujeres como ella, con quienes se levantan los imperios, son las matriarcas de antaño.

Si provocas su enojo, el mismo cielo se desplomará. A decir verdad, la mujer Dragón es una persona de quien no hay que esperar necedades, y eso se notará en la forma como se viste. Lo que más le gusta es la ropa práctica y funcional; nada de botones, golas, moños o lazos, busca ropa sin complicaciones. Ropa que se pueda quitar y poner fácilmente y que le ofrezca un máximo de libertad de movimientos; esa será su elección porque odia las restricciones y las limitaciones. De hecho, es posible que secretamente prefiera un uniforme, especialmente si tiene inclinaciones institucionales o militares. Así, pulcra y estupendamente eficiente, podrá irse a trabajar todos los días sin tener el problema de decidir qué ponerse.

Un muchacha Dragón sabe que su brillo está en su mente, y se hará notar sin exagerar su acicalamiento. La autoestima alcanza niveles muy altos en todas las personas nativas en el signo Dragón, y la mujer Dragón no será la excepción. Por otra parte, ella hará todo lo que esté a su alcance para que la traten con privilegios.

La mujer Dragón está totalmente emancipada, de manera que no la llevarás a ninguna parte con tácticas de fuerza. Y más vale que te resignes, porque ella tendrá la última palabra.

Aunque los defectos de las personas Dragón son tan numerosos como sus virtudes, el brillo del Dragón alcanza a todas partes. Estas personas no son mezquinas ni vacilan en hacer favores. Quizás gruñan bastante, pero no pueden resistirse a ayudar a los necesitados o a acudir en rescate de quien lo necesite, y no necesariamente porque en verdad se compadezcan o se preocupen; lo más probable y frecuente es que el Dragón ayude porque tiene un profundo sentimiento del deber hacia los demás.

Puedes contar con su apoyo, porque el Dragón no te abandonará si puede evitarlo, y agotará todos sus recursos antes de darse por vencido.

Las personas Dragón son extrovertidas y amantes de la naturaleza, deportistas activas, viajeras frecuentes y conversadoras excelentes. Tienen elementos de estupendas vendedoras, y ellas y su grupo de seguidores andarán siempre promoviendo algo.

Quien haya nacido bajo este Signo, o se casará joven, o bien preferirá seguir en soltería el resto de la vida; pues, puede ser feliz llevando una vida solitaria, porque su trabajo o su profesión le mantendrán en ocupación permanente y, además, será raro que le falten amigos o admiradores que le hagan compañía.

La persona Dragón no es derrochadora, pero tampoco es avara. Generalmente no estará demasiado preocupada por su saldo en el banco, a menos que tenga una combinación fuerte con signos orientados hacia el dinero.

Como persona, es sumamente positiva. Nunca estará demasiado tiempo deprimida, y aunque tenga un ataque grave de tristeza o melancolía, saldrá de ese ataque mucho más rápido que cualquiera. Su optimismo desafía razón y sinrazón.

Para ser un signo que jamás acepta la derrota, el Dragón se constituye para sí mismo en la peor oposición. Cuando está convencido de que tiene razón, se precipitará de cabeza en una situación desastrosa.

Pese a todo, el Dragón será una persona abierta, en quien se puede leer como en un libro. Le es difícil fingir emociones que no siente, y rarísima vez se molesta siquiera en intentarlo. Tampoco, la persona Dragón, es reservada y no puede guardar por mucho tiempo una confidencia. Aún cuando jure que no dirá una palabra de algo, puedes estar seguro que lo vomitará cuando se enoje y empiece a botar chispas.

Sus sentimientos son auténticos y salen siempre de su corazón. Cuando declara su amor, se puede asegurar que es sincero.

Jamás será difícil depositar confianza en una persona tan sincera como el Dragón. Es raro que vacile, rehuya o retroceda ante la responsabilidad. No duda de sí misma y de lo que puede hacer. Con su natural instinto de avanzada, sus intentos lograrán extremos: serán éxitos estupendos, o increíbles ejercicios perdidos. Toda persona Dragón tiene que ir exactamente hasta el borde del precipicio, para verlo con sus propios ojos.

Existe una variedad especial y tosca de Dragones que son ásperos y pueden ser demasiado quisquillosos, con modales bruscos y directos, y su indiferencia puede crearles antagonismos. Pero, aún así, hablando en general, inspiran acción, y necesitan ocuparse personalmente de las cosas que quieren ver hechas inmediatamente, no les basta escribir o hablar por teléfono; además, su presencia y su magnetismo harán que la gente simpatice con su manera de pensar, pues el Dragón motiva a todos los que entran en contacto con él, mientras que él no necesita motivación, genera su propio impulso.

RELACIONES HUMANAS

Entre todos los animales del Horóscopo Chino, el Dragón se sentirá más atraído por el irresistible Mono. También a éste le fascinará la majestad del Dragón y, juntos, harán un equipo invencible.

La unión Dragón-Rata, será también una combinación ganadora, porque la Rata es astuta allí donde el Dragón es fuerte. Juntos pueden hacer grandes cosas.

Igualmente el Dragón hará buena pareja con la calmada y venerable serpiente, cuya sabiduría puede poner coto a los excesos del Dragón.

El Tigre, el Caballo, el Gallo, la Oveja, el Conejo y el Jabalí buscarán al Dragón por su belleza y fuerza.

Dos Dragones se entenderán bastante bien; pero la relación del Dragón con el Búfalo puede ser un poco tensa, dado que el Búfalo también es autoritario.

De todos los signos, tal vez sea el Perro el único que decididamente es mala compañía para el Dragón. El Dragón sufrirá el despiadado escrutinio del Perro que es demasiado cínico para ceder ante su hechizo.

DRAGÓN CON DRAGÓN: Relación buena y cordial, sin grandes conflictos. Compatibles en medida razonable y capaces de trabajar en equipo.

DRAGÓN CON SERPIENTE: Habrá cooperación y entendimiento entre ambos. Relaciones afortunadas y compatibles en el amor y en los negocios. Felicidad recíproca.

DRAGÓN CON CABALLO: Vínculos moderados. Dentro del respeto recíproco, habrá luchas por el dominio. Se comunicarán para resolver sus agravios.

DRAGÓN CON OVEJA: Relaciones aceptables, pero frías en el amor y en los negocios. Moderada simpatía recíproca, con algunos intereses comunes.

DRAGÓN CON MONO: Excelente relación para una sociedad, y también para el matrimonio. Buena afinidad y comprensión. Pueden tener éxito juntos.

DRAGÓN CON GALLO: Unión muy compatible y de gran éxito, juntos hallarán felicidad y prosperidad. En su relación establecerán vínculos duraderos y profundos.

DRAGÓN CON PERRO: Animosidad e intensos conflictos. No pueden confiar uno en otro ni comprenderse. Incapaces de resolver sus diferencias. Muy incompatibles.

DRAGÓN CON JABALÍ: Relaciones cordiales y factibles. Sin diferencias graves ni grandes luchas por el dominio. Capaces de colaborar en objetivos comunes.

DRAGÓN CON RATA: Muy buena unión para las sociedades y para el matrimonio. Juntos trabajarán por obtener éxito, felicidad y prosperidad.

DRAGÓN CON BÚFALO: Con un subyacente respeto recíproco, no se producirán conflictos ni luchas por el dominio. Relación factible en la que los dos colaborarán en los objetivos que les resulten comunes.

DRAGÓN CON TIGRE: Algunos choques de voluntades y falta de comprensión, pero serán capaces de resolver sus diferencias. Les espera un éxito moderado.

DRAGÓN CON CONEJO: Tienen algunos intereses comunes, pero solo podrán relacionarse o tolerarse hasta cierto punto.

DESCRIPCIÓN POPULAR DEL DRAGÓN

Los Chinos son muy amantes de hablar y expresarse con simbolismos, y el siguiente relato da el esbozo de lo que es una persona Dragón:

Un hombre se contempla cada día en su espejo. Una mañana al mirarse en el espejo, que había puesto al revés, no vio su cara reflejada en él, y pensó que había perdido la cabeza y el cuello por lo que, presa de pánico, se puso a buscarlos.

Un amigo le dijo:

¿Por qué buscas tu cabeza? La veo encima de tus hombros y es muy grande.

Entonces el hombre comenzó a pensar que su cabeza era más grande que la de los demás. Se sintió lleno de orgullo, pero siguió buscando su cabeza.

Una historia interesante. Perder la cabeza es perder las ilusiones. Pero el orgullo de sentir una cabeza grande es la obtención de una meditación egoísta y estúpida.

El Dragón, en efecto, se siente orgulloso de su gran cabeza, pero como siente que la ha perdido, la sigue buscando. Es decir, que es tenaz en sus errores, y no acepta sugerencias de cambio.

Share

EL GALLO – VIDA EN PAREJA

MARIDO GALLO – MUJER RATA

Horoscopo Chino GalloEl Gallo es analítico y perfeccionista, la Rata estimulante, práctica e inteligente. Él es dominante, dogmático y propenso a dar sermones; su mujer se rebela ante las críticas y, cuando se ofende, puede ser brusca y mezquina. Al Gallo le falta la sensibilidad afectuosa que necesita la Rata en su pareja, y la competencia y habilidad de ella la indisponen a seguir ciegamente sus órdenes. Para ninguno de los dos es una unión promisoria, ya que tienden innecesariamente a excitarse el uno al otro.

MARIDO GALLO – MUJER BÚFALO

Para ambos una unión excelente y duradera. Él es abierto, franco y valiente, capaz de compensar la reserva y la restricción de su pareja. también es lo bastante trabajador y serio, como para satisfacer la importancia que le da la mujer Búfalo a la dignidad y al prestigio. La trascendencia que el Gallo concede a la seguridad será sin duda un atractivo para una nativa Búfalo, determinada y resuelta. En respuesta a la modalidad alegre y optimista del Gallo, es posible que su compañera sea un poco más demostrativa y se sienta estimulada a mayores logros. Probablemente sea ella la más prudente y realista de los dos, y pese a la charlatanería del Gallo, a éste le encantará contar con la nobleza y la fuerza de su mujer Búfalo. Cada uno encontrará en el otro, responsabilidad y dedicación.

MARIDO GALLO – MUJER TIGRE

Una unión turbulenta pero sabrosa. Los dos son almas activas y progresistas, pero hay grandes diferencias entre sus personalidades. Él es demasiado egoísta y excéntrico para la pintoresca Tigresa, demasiado peleadora para darse jamás por derrotada ante las minuciosas críticas del Gallo. En diferentes circunstancias pueden ser enérgicos y diligentes, pero en esta combinación tenderán a la obstinación y a la mezquindad. Sin embargo, como en el fondo son un poco compatibles y armónicos, valdría la pena que hicieran un esfuerzo para limar sus asperezas.

MARIDO GALLO – MUJER CONEJO

Es improbable que éstos dos encuentren su amor ideal el uno en el otro. Puede haber intensos choques de personalidad, porque a cada uno le molestan los rasgos negativos del otro. Él es claro en el hablar, exigente y minucioso en sus críticas tajantes. Ella, más intelectual, artística, omite decir lo que debiera, puede tender un poco al sibaritismo y no estar demasiado dispuesta a trabajar. Cuando el Gallo, industrioso y despiadadamente eficiente, termine de decirle lo que piensa de ella, es posible que la Conejita se sienta como una víctima injustificadamente lastimada. Innecesario es decir que puede ser, a su vez, desafiante y poco comunicativa. La falta de tacto del Gallo y su torpeza de modales no son deliberados, pero no podrá evitar herir a la Conejita, que se nutre de simpatía y afecto.

MARIDO GALLO – MUJER SERPIENTE

Exhuberante e intrépido, el Gallo es capaz de iluminar la seriedad con que la Serpiente contempla la vida, a la vez que levanta el espíritu. La unión será próspera para ambos, ya que los dos son intelectuales, pero en diferentes niveles. Ella es serena, reflexiva y deliberada; él, rebosante de celo y de intrépido optimismo. Esta unión les da la oportunidad de equilibrar la balanza y de compensar recíprocamente sus excesos si, ambos, por un acuerdo previo deciden hacer un esfuerzo común por despejar las nubes que puedan ensombrecer su vida en pareja.

MARIDO GALLO – MUJER CABALLO

No será una unión que disfrute de calma, ya que estos dos individuos de mentalidad fuerte se irritan mutuamente con facilidad. Él puede ser provocativo y poco diplomático, y reprochará a su compañera el ser gastadora e inconstante. Pero ella es demasiado refinada, sarcástica y extravagante para aceptar la vida simple y esforzada que ha planeado el Gallo. Por otro lado, las ideas de él pueden ser pomposas, pero sus métodos precisos y matemáticos. Diametralmente opuesta, la mujer Caballo puede tener ideas más prácticas y realistas, pero es imprevisible e inconstante en cuanto a sus métodos para concretarlas. Él no puede comprender su modalidad cambiante ni ella puede adaptarse a la estricta rutina de su pareja, ni a su obsesión por los hechos y las cifras.

MARIDO GALLO – MUJER OVEJA

El Gallo tiene la energía suficiente para satisfacer su gusto por el trabajo y la perfección. La Oveja es de corazón bondadoso, emotiva y dependiente. El Gallo puede ampararla en su necesidad de aferrarse a alguien, pero no hay que esperar a que tolere en ella la actitud de autocompasión y complacencia consigo; él es más capaz de vérselas con hechos que con los tiernos sentimientos de la Oveja. Ella puede entender los impulsos optimistas y las ambiciones del marido, pero es probable que lo encuentre demasiado frío, calculador y detallista. Ella es dulce, se siente fácilmente herida y, con frecuencia, recogerá sus cosas para irse a casa de sus padres si las censuras del Gallo son excesivas o demasiado frecuentes. En esta combinación hay un factor de tolerancia muy bajo.

MARIDO GALLO – MUJER MONO

A menos que ambos miembros de la pareja puedan modificar convenientemente su comportamiento, lo más probable es que la unión resulte fría y defensiva. La Mona puede tener la irritante costumbre de apoderarse de lo que quiere y no soltarlo, sin pensar en lo que puedan sentir los demás, y el Gallo es demasiado riguroso y estricto para permitírselo. A ella, por otra parte, no le divierten sus maneras diestras y parsimoniosas, ni le impresiona el don del Gallo para la discusión y la oratoria. Su propia capacidad retórica no es menor, y la usará para provocar el enojo de su cónyuge. Tienden a estimularse en sentido negativo, y solo cooperarán cuando los lleve a hacerlo una motivación irresistible.

MARIDO GALLO – MUJER GALLO

Ambos son personalidades virtuosas, pero su unión puede provocar entre los dos contendientes una insana actitud de «yo soy mejor que tú». Como ambos son enojadizos y suelen estar obsesionados por sus propias ideas, ninguno prestará demasiada atención a las opiniones del otro. Sin embargo, ambos está pendientes del deber y tienen una naturaleza responsable y concienzuda. Quién sabe si para alcanzar los objetivos comunes serán capaces de renunciar, cada uno, a una parte de sus exigencias. Además, los dos son discutidores y obstinados, y puede haber interminables disputas hasta que firmen tratado de paz o se concedan una tregua.

MARIDO GALLO – MUJER PERRO

Sin duda, aquí son ambos de mentalidades excelentes, que valoran su integridad y están orgullosos de sí mismos. Sin embargo, la propia seguridad en sí mismos, los lleva a ser muy francos. Si el Gallo comienza a protestar y gruñir por las flaquezas de su consorte, la Perrita puede reaccionar arrojando por la ventana todo tipo de armonía y atacarlo con su propia y quemante manera de hablar. Como ambos son mordaces, pueden causarse heridas dolorosas. Es una relación que solo funcionará si uno de ellos tiene la generosidad y la sensatez suficientes para convencer al otro de que arroje las armas.

MARIDO GALLO – MUJER DRAGÓN

Una combinación matrimonial excelente y productiva. El Gallo es analítico y cerebral, y se sentirá atraído por la personalidad atrevida y brillante de la mujer Dragón, que reconocerá inmediatamente la osadía y el valor intelectual inherentes a él. Juntos pueden lograr con éxito sus aspiraciones. Ella es decidida y no se dejará asustar ni someter fácilmente por la autoritaria agresividad del Gallo. No solo puede encogerse de hombros ante su locuacidad, sino que también tiene sus propias peculiaridades, que su compañero tendrá que soportar. Para él el entusiasmo y la energía sin límites de su pareja son euforizantes, y la esposa Dragón no se ofenderá si el Gallo maneja los asuntos de ella, siempre que la considere como su igual y respete sus opiniones.

MARIDO GALLO – MUJER JABALÍ

Ella es confiada y bonachona; acepta las cosas al pie de la letra y se quedará cortésmente en la superficie si profundizar significa ofender a otros. El Gallo es cortante en sus acusaciones; es el ojo implacable que tiene que llegar a la raíz del problema aunque para conseguirlo tenga que derribarle a todo el mundo la estantería. La jabalina es capaz de pensar con inteligencia, pero está siempre abierta a sugerencias, en tanto que él es riguroso con cada detalle; con solo suavizar un poco sus consejos, su mujer estaría encantada de aceptarlos. Como ella tiende a ser ingenua y a dejarse impresionar por los otros, necesita de las agudas facultades del Gallo. Éste podría ser el único denominador común en esta pareja.

Share

LA RATA – VIDA EN PAREJA

MARIDO RATA – MUJER RATA

rata - Horoscopo ChinoDemasiada semejanza en la unión. Es posible que los dos sean en exceso meticulosos y de tendencias domésticas. Cuando se parecen demasiado, el recíproco contacto de las dos personalidades puede hacerlos sufrir. En este caso, el cónyuge que tenga más serenidad quizás pueda minimizar la tendencia de la Rata a ser remilgada y mandona. Ambos serán mundanos y calculadores, y se vigilarán atentamente el uno al otro y, al parecer, a ambos no les gusta la imagen de su cónyuge al tenerlo tan cerca.

MARIDO RATA – MUJER BÚFALO

Feliz combinación. El afectuoso marido rata será muy atractivo para una compañera necesitada de seguridad. Él es buen proveedor, con lo cual satisface la principal exigencia de ella. La mujer Búfalo, por su parte, es más concienzuda, competente y confiada. Le encantará satisfacer todas las necesidades de la Rata y mantener la casa en orden. Dadas estas condiciones, es indudable que cada uno admirará las cualidades del otro y hará con creces su aporte a la causa común. La Rata, ardientemente demostrativa, puede hacer que su mujer Búfalo se muestre más sensible y menos obstinada.

MARIDO RATA – MUJER TIGRE

Él, tiene como meta el éxito, y es hombre que gusta del hogar y la vida familiar. Su mujer, aunque afectuosa y generosa, es muy poco convencional. Tendrán mucho en común porque ambos son sociables y activos, y tienen múltiples afinidades. La Rata va en busca del poder y la riqueza, y a la Tigresa le encanta el prestigio y lo que esto representa. Sin embargo, es posible que a él le moleste su carácter imprevisible y que, en ocasiones, ella lo critique por su tacañería. Pero ambos son básicamente optimistas y procurarán resolver sus diferencias o, de no conseguirlo, se separarán.

MARIDO RATA – MUJER CONEJO

Es posible que esta unión no movilice lo mejor de cada uno. Ambos son agradables y encantadores, pero les falta generosidad y dedicación. Aunque sean sinceramente amigos, la coexistencia constante puede ser motivo de tensión para ambos. Él es posesivo y romántico, ella tiende a reaccionar en forma pasiva. En resumen, las expectativas de ambas partes pueden verse reducidas.

MARIDO RATA – MUJER DRAGÓN

Aquí, los dos comparten el coraje y la determinación, y pueden construir juntos un futuro brillante y satisfactorio. No intentarán limitarse recíprocamente más de la cuenta, y la Rata encontrará una admirable compañera en su esposa Dragón, si ella no es muy dominante. Los dos son muy competentes y están lo bastante seguros de sí mismos como para confiar el uno en el otro. Sabrán mirar el lado bueno de las cosas y disfrutarán de una relación muy gratificante.

MARIDO RATA – MUJER SERPIENTE

Una unión entre dos personas posesivas, dotadas del realismo suficiente para hacer todos los ajustes necesarios si cada uno encuentra en el otro mucho que admirar. El hombre Rata apreciará el brillo y la tenacidad de la serpiente, en tanto que ella lo considera bastante ambicioso y astuto como para formar su hogar con él. De estos dos nativos, materialistas y pendientes del desempeño, el que puede ser más calmado y adaptable es él. La Serpiente es escrupulosa y la Rata podrá confiar en la excelente capacidad de ella para olfatear trampas. Para la Serpiente es muy conmovedora la devoción de la Rata, ante la cual responderá apasionadamente.

MARIDO RATA – MUJER CABALLO

Ambos son espíritus activos e independientes, pero a él le irritará muchísimo la permanente inquietud e inconstancia de ella. Y casi siempre, por su parte, a la Yegua la harán sentir desdichada y la pondrán nerviosa las tendencias a discutir y a reñir que son propias de la Rata. Hay una dificultad mayor, y es que ninguno es capaz de apreciar la manera de pensar del otro y es posible que no se esfuercen mucho por funcionar juntos, a menos que haya un asunto que despierte el interés mutuo.

MARIDO RATA – MUJER OVEJA

Es posible que a la Rata no le guste la convivencia en el hogar con una mujer Oveja, porque ésta es hipersensible y poco práctica. Por su parte, ella solo responderá bien si la consienten y la miman. La prudencia de la Rata puede llevar al marido a la conclusión de que mantenerla le resulta demasiado caro, y ella puede encontrarlo demasiado frugal, parco, sencillo y calculador para su gusto. Ninguno de los dos es abiertamente combativo, pero pueden albergar resentimientos profundos que los hagan sentir muy frustrados e insatisfechos.

MARIDO RATA – MUJER MONO

Unión fuertemente compatible, ya que a él le encantará la fascinación y el ingenio de la Monita que, por su parte, encontrará admirable la actitud de buscavidas de la Rata. Para los dos tienen importancia los logros y se ayudarán mutuamente a trepar por la escala del éxito. Ninguno es hipersensible, y, ambos, son capaces de aceptar y comprender los defectos del otro. Pueden trabajar juntos o, bien, elegir actividades o carreras separadas sin problema alguno. También serán capaces de suavizar las asperezas que surjan en su relación.

MARIDO RATA – MUJER GALLO

Una mezcla que no se dará bien. El espíritu crítico de la Gallina encuentra que él está lleno de defectos y fallas y, como es bien intencionada, se siente en la obligación de llamarle la atención sobre todos ellos. En cuanto a él, le fastidia mucho la excentricidad (diferente al común) del Gallo; es decir, de la Gallina y su excesiva tendencia analítica. Ella no puede dejar de percibirlo, y se siente herida. El marido quiere una mujer que lo consienta, no una psiquiatra. La mujer se sorprende de que él esté resentido y lo considera un ingrato.

MARIDO RATA – MUJER PERRO

Los dos son independientes y amigos de la paz. Él es capaz de trabajar muchísimo y es enérgico; ella será leal y discreta. La mujer Perro es afectuosa y sensible; y, como marido, el hombre Rata es encantador e igualmente afectuoso. En esta pareja el peligro está en que los dos hagan demasiadas concesiones y terminen por llegar a una relación sosa, que los lleve a perder el interés recíproco.

MARIDO RATA – MUJER JABALÍ

Ambos tienen gran amor por la vida, y se encontrarán tanto física como mentalmente atractivos. Pero los dos son signos demasiado optimistas e imprudentes, y es posible que confíen demasiado en la suerte. Ninguno tiene la suficiente fuerza de voluntad para aplicar los frenos y actuar como fuerza estabilizadora en la unión. necesitarán algo concreto como el sello de su matrimonio.

Share

LA RATA

rata - Horoscopo Chino

Me proclamo la gran ganadora.
Soy un eslabón y funciono, sin
embargo, como una unidad total.
Apunto a las vastas alturas
y, con seguridad y firmeza,
doy en el blanco.
La vida es para mí un único
y gozoso viaje.
Cada búsqueda debe terminar con
una pregunta nueva.
Soy el progreso, la exploración,
la intuición.
Soy la matriz de la actividad.
Soy la Rata.

CORRESPONDE AL SIGNO OCCIDENTAL DE SAGITARIO.

NOMBRE CHINO DE LA RATA: SHU.

ELEMENTO QUE LE RIGE: AGUA (Ver los 5 elementos y su influencia).

TENDENCIA YIN YANG: Positiva.

COLORES CONVENIENTES: Rojo y negro.

PLANTAS: Ajedrea y ajenjo.

FLORES: Orquídea negra, cardo y nardo.

PROFESIONES DE CONVENIENCIA: Escritor, crítico, comerciante, aventurero en todos los sentidos, político, extremista de izquierda o de derecha, nunca centrista ni demócrata, anestesiólogo, taxidermista, médico forense. Para ampliar lo de las profesiones, leer en la parte de ‘Los 5 Elementos y su Influencia’, lo relacionado con Agua.

EL AÑO DE LA RATA

El año de la Rata es un año de abundancia, que trae oportunidades y buenas perspectivas. Vendrá marcado por especulación y fluctuaciones en el precio de los bienes de consumo y en el mercado de las acciones, y por una expansión de la economía mundial. Los negocios estarán en auge, será posible hacer fortuna y se acumularán riquezas. Sin embargo, es también el momento de hacer planes de inversión a largo plazo, ya que la bonanza nos ayudará a pasar los años difíciles que pueden seguirle. Todas las empresas comenzadas en este año tendrán éxito si se les prepara bien, pero no hay que correr riesgos innecesarios. La Rata no deja de estar regida por el frío del invierno y la oscuridad de la noche. En general, será un año más feliz que lo habitual, libre de guerras y acontecimientos explosivos y con menos catástrofes que, por ejemplo, los años del Tigre o del Dragón. Será un año excitante.

PSICOLOGÍA DEL ADULTO RATA – HOMBRE O MUJER

El encanto y la vivacidad naturales en las personas nacidas bajo el signo de la Rata, son reconocidos por todos. El ratoncito Mickey, creación del inmortal Walt Disney, es un ejemplo de esto. Cuando lo quiere o le conviene, la Rata aparentemente no quiebra un plato y esconde, tras de una máscara, sus recónditas intenciones. Con divertida ingenuidad consigue de uno lo que quiere, tomando de inmediato la ventaja.

Diligente y trabajadora. Jamás se está quieta y tiene una marcada tendencia al ahorro, porque su instinto la prepara contra posibles circunstancias en que tenga que privarse de lo indispensable. Ganarse su estimación es difícil porque siempre está prevenida contra todo y contra todos. Atrae con su graciosa simpatía, pero jamás se sabrán sus reacciones ante quienes la cortejan a admiran.

Aparentemente la persona Rata se muestra reservada, simula tranquilidad y nadie sospecha que permanece siempre a la expectativa de lo que suceda, y guarda dominio de sí misma ante circunstancias peligrosas, lo cual explica porqué la gente la distingue brindándole amistad.

Es común que las personas de este signo sean excepcionalmente inteligentes, recursivas, sociables y alegres. Pero entre ellas hay quienes son gruñonas, dadas a la crítica y empeñadas en buscar conflictos que no encaran sino que, con pasmosa agilidad, abandonan el barco que se está hundiendo. Gustan de las fiestas y las reuniones ruidosas con mucha gente, y difícilmente rehuyen una invitación porque les les gusta buscar el peligro.

La Rata realmente estima a sus amigos, compañeros y familiares, y no es raro ver que se complican la vida con problemas ajenos. Pero, para ello, previamente deben sentir vínculos emocionales intensos. Su capacidad para la amistad y para el amor solamente pueden ser superadas por su astucia y su afición al dinero. Siempre tendrán lo disponible para poder satisfacer sus caprichos.

Una persona Rata cuando llega a tener autoridad, a ser jefe, se mostrará interesada por sus subalternos y de corazón procura su bienestar. Pero cuando se trate de ajustar un merecido aumento de salario, «escurrirá el bulto» y se mostrará un tanto tacaña. Cuando debe gastar dinero una Rata, nunca cede al primer intento: es necesario ejercerle mucha presión y entrar en negociaciones con mucho tacto e inteligencia.

Una mujer Rata, siempre será una caja de sorpresas que causa admiración, pero será por su sencillez que cautivará. Estará atareada siempre repartiendo ropa usada o componiéndola a la moda si dispone de tiempo; comprando o vendiendo artículos de segunda mano, estirando las comidas, los sobrantes y el presupuesto familiar, porque nunca desperdicia nada. Sin embargo, su sentido del ahorro se pierde cuando se trata de hijos o parientes cercanos, si estos saben encontrarle el punto débil. La madre Rata nunca negará nada a sus hijos o a sus sobrinos, pues con la familia se olvidan del ahorro. Hay ocasiones en que la Rata siente una decidida inclinación por la colaboración o el trabajo en grupo, pues piensa que la seguridad está en el número de personas que se integren a su trabajo o actividad. A una Rata no le preocupa tener otra boca que alimentar, y es capaz de permitir que amigos, familiares y toda su parentela se cuelen en su casa y encuentren sustento en ella. ¿Por qué? Porque la astucia de la Rata le permitirá siempre encontrarles una ocupación para que puedan pagarse su alojamiento. Haraganes, vagos profesionales, y viajeros sin tiquete, no tardarán en estar trabajando en su casa. La caridad para la Rata tiene sus límites y cuenta más su eficiencia para los negocios.

Un nativo de este signo guarda bien sus  propios secretos; pero cuando se trata de confidencias ajenas, muy poco es lo que se tarda en propagarlas, aunque sin ninguna mala intención, solo por su afán de soltar la lengua; haciéndolo más bien con los propios que con los extraños.

Por más que la Rata tienda a ser reservada en sus sentimientos, siempre se puede saber cuando está alterada porque se muestra quisquillosa, cortante y dando tajantes respuestas con impertinencias; a veces demasiado machona y reiterativa en sus puyas. Y como la Rata es activa y sumamente laboriosa, lo que más la irrita son el despilfarro y la ociosidad.

Entre sus aspectos negativos, como ya se anotó, a la Rata le gusta llevar y trae chismes, criticar, establecer comparaciones, murmurar, comadrear y hacer tratos y permutas generalmente de cosas sin importancia. Compran lo que en realidad no necesitan y siempre se dejan engañar por las rebajas; tal vez obedece esto a su necesidad de acumular; y el caso es que en su cuarto como en su corazón, se encontrarán un montón de recuerdos, reliquias y cachivaches sentimentales arrinconados.

Entre las gentes de este signo se encuentran excelentes escritores, lo cual no es nada sorprendente. Por algo la Rata se enorgullece de saber prácticamente todo de todo el mundo en el ambiente en que se mueve. No se le escapa nada, tiene un ojo infalible para los detalles, excelente memoria y son increiblemente curiosas y preguntonas.

Los nativos de este signo tendrán éxito en cualquier actividad; pues, como su signo, la Rata se adaptará a la situación en que se encuentre. Son personas que tienen capacidad para afrontar dificultades y se muestran muy serenas ante situaciones de peligro o durante alguna crisis. Juiciosa y despierta, la Rata posee una aguda intuición, es previsora y tiene sutileza para los negocios; las adversidades le vienen muy bien para aguzar el ingenio; una Rata siempre estará ocupada planeando algo.

No es necesario preocuparse por su seguridad, porque la Rata nunca se mete en compromisos sin olvidarse de una salido, o con la seguridad de que va a poder salir precipitadamente de escena antes de lo previsto. En su lista de cosas importantes, la propia conservación está a la cabeza y, generalmente, toma el camino que menos dificultades le presente. Quien quiera salir rápidamente libre de dificultades, hará bien en seguir a la Rata, que tiene incorporados en sus sistemas de defensa un mecanismo de alarma que raramente le falla. Cuando huele el peligro es la primera que sale corriendo sin mirar hacia atrás.

La piedra en que suele tropezar es su exceso de ambición. Intenta hacer demasiado y a prisa, con lo cual dispersa sus energías. Si puede evitar ese escollo y perseverar hasta terminar lo que ha empezado, terminará haciéndose rica, lo cual le irá perfectamente, ya que a las Ratas les encanta el dinero. Aunque está en capacidad nata para detectar el peligro, razón por la cual debería saber cuando detenerse, es frecuente que a la Rata se le haga muy difícil confiar en su propio y sano juicio, prefiriendo ─porque no puede resistirse─ ceder a las «ocasiones» y supuestos arreglos ventajosos. Lamentablemente siempre terminará por caer en la mis trampa. No tendría problemas en la vida si pudiera dominar su avidez y retirarse mientras está ganando. Por esto será perdedora en cualquier juego de azar. Su codicia tendrá que sufrir por lo menos un grave golpe financiero en su vida para que se de cuenta que la avaricia no da dividendos. Sin embargo, es improbable encontrar un nacido bajo este signo que sea definitivamente pobre, porque con su capacidad para darse maña, la Rata no seguirá mucho tiempo en su pobreza. Estaría en total desacuerdo con su carácter no tener una pequeña reserva escondida en alguna parte.

Por ser el auténtico sentimental del ciclo Chino, el nativo de la Rata no solo mantiene estrechos vínculos con sus hijos, sino también con sus mayores. Los padres e hijos nacidos bajo el signo de la Rata pueden estar seguros de que estarán bien cuidados y atendidos. A diferencia de los hijos Dragón, que pueden exigir perfección de sus padres, la Rata tendrá infinita confianza en los suyos, se ocupará de sus necesidades y pasará por alto sus flaquezas.

Aparte de mimar y consentir a los hijos y al marido, la madre Rata revela en los hechos que es un ama de casa estupenda. Seguirá el curso de la carrera de su marido como si ella misma se la organizara, animará a los niños a tomar lecciones de piano, ballet o violín, y llevará a cabo una intensa actividad social. En cuanto al marido, si es Rata, será normal encontrarlo ayudando en las tareas domésticas y le gustará pasar los fines de semana y vacaciones con su familia.

La hora de nacimiento tiene una gran importancia en la vida de la Rata.  No hace falta decir que una Rata nacida durante la noche tendrá una vida más activa y agitada que su hermana nacida en las horas del día. De hecho, las Ratas (animales), en las horas de la noche, tienen que andar constante y furtivamente en busca de comida.

RELACIONES HUMANAS

El nativo de la Rata se sentirá atraído por las personas del signo Búfalo, en quienes encuentra gente fuerte, confiable y capaz de apreciar la devoción que les puede ofrecer. También los poderosos nativos del signo del Dragón son compatibles con la Rata; quien, además, hallará inteligente y atractiva a la Serpiente y puede establecer con ella, alianzas favorables. Como el poder y el brillo le fascinan, la Rata caerá siempre presa del irresistible encanto del Mono. Tiene afinidad con la destreza de éste para hacer las cosas; y el Mono, a su vez, se regocijará al encontrar en la Rata su propia longitud de onda: la astucia. Tampoco el Tigre, el Perro, el Jabalí y las demás Ratas tendrán problema para formar algún equipo con ella.

En cambio tendrá muchos problemas con gente nacida bajo el signo del Caballo; demasiado independiente y tornadizo para la modalidad gregaria de la Rata. Tampoco sería prudente que se casara con el Gallo, el intrépido soñador que exaspera el sentido práctico de la Rata. También es cuestionable la unión con la Oveja que, con su complacencia, despilfarraría probablemente los ahorros reunidos por tesón de la Rata.

RATA CON RATA: Sin conflictos. Relación cordial y cooperativa, compatible en buena medida. Trabajarán en equipo.

RATA CON BÚFALO: pareja excelente para el matrimonio o los negocios. Amor y comprensión mutuos. Muy afines entre sí.

RATA CON TIGRE: Apenas se tolerarán. Sin conflicto pero sin especial atracción. En el mejor de los casos una relación moderada.

RATA CON CONEJO: Relaciones amistosas, sin dificultad para entenderse hasta cierto punto, sin choques violentos.

RATA CON DRAGÓN: Muy buena pareja. Excelente para matrimonio o sociedad. Juntos alcanzarán éxito, felicidad y prosperidad.

RATA CON SERPIENTE: Colaborarán en buena medida. Si hay admiración y comprensión mutuas, habrá posibilidad de vínculos especiales. Relación bastante afortunada.

RATA CON CABALLO: Desdicha. Intensos conflictos en las relaciones comerciales y amorosas, choques personales y áspera rivalidad.

RATA CON OVEJA: Sentimientos de animosidad y falta de simpatía. No tienen mucho en común, ni se relacionan bien entre sí.

RATA CON MONO: Sumamente compatibles, unión muy afortunada. Con profunda comprensión recíproca, hallarán amor y dicha.

RATA CON GALLO: Esta relación no aportará nada especial ni perdurable. Dificultades en la comunicación. Cada uno evitará la compañía del otro.

RATA CON PERRO: Respeto mutuo. No hay grandes diferencias ni lucha por el dominio. Cooperación por el bien común.

RATA CON JABALÍ: Relaciones moderadamente felices, sin choques de personalidad. Compatibles en buena medida; comparten metas comunes.

DESCRIPCIÓN POPULAR DE LA RATA

Existe un cuento Chino que retrata de cuerpo entero a la fabulosa Rata:

Maese Musso vivía bajo los puentes, entre los mendigos. Su agudeza de espíritu era de todos bien conocida, y el emperador sentía curiosidad. Un día éste envió a un mensajero, pero la búsqueda resultó infructuosa. Musso se escondía. Sin embargo, el mensajero se había fijado en un mendigo de mirada aguda, nariz gruesa y grandes orejas; sin duda se trataba de Musso. Para tener la certeza intentó una estrategia y, dirigiéndose a los mendigos, dijo: «Tengo aquí unas monedas que serán para el que consiga apoderarse de ellas sin servirse de las manos». Acto seguido, aquel mendigo dio una patada a las manos del mensajero, haciendo que las monedas volaran por el aire. Y el mensajero comprendió.

Maese Rata… o el arte de la astucia.

Share

ENCUENTRO DE LA RATA CON EL ZODIACO OCCIDENTAL

rata - Horoscopo ChinoEvidentemente, tanto el Zodiaco Occidental como el Horóscopo Chino, son fuentes de información psicológica sobre los nativos de los respectivos Signos. Haciendo una analogía entre ambos, se ha encontrado que tienen, en común, características definidas en ciertos aspectos y, uno y otro, además, tienen otras que mencionan cada cual por su parte. Tomándolas en conjunto, nos ha dado una imagen más definida sobre el comportamiento de las personas en general, dándonos fundamentos para estructurar unos patrones de comportamiento específicos y más completos, en el sentido de tener en cuenta que al Signo de Rata corresponde el Signo Zodiacal Sagitario. Así las cosas, a continuación damos detalles caracterológicos que se compenetran con el Signo Chino.

POR INFLUENCIA DE SAGITARIO, LA RATA SAGITARIO

Posee un alto nivel intelectual, y su actitud ante la vida es madura práctica y previsora.

Es persona de pensamiento amplio, tolerante, con gran sentido del humor y sincera. Su amor a la verdad puede tener infortunados resultados ya que es capaz de hacer una declaración con toda sencillez por la única razón de ser cierta, pero sin pensar para nada en los resultados. A la mayoría de la gente no le gusta escuchar verdades incómodas sobre sus personas, o al menos no les agrada oírlas con tanta franqueza como la Rata lo hace. Así como dice la verdad a los demás, espera lo mismo de ellos. Incluso aquellas personas a las que les cae mal, reconocen que si todo el mundo fuera como ellas (las Ratas), jamas habría disputas.

Es optimista y posee gran confianza en sí mismo, y su alegría de vivir se contagia a los demás. Parece haber hallado su equilibrio mental, físico y espiritual. Le gusta mucho la variedad. Es aficionado a los deportes, al estudio y a la lectura, y todavía le sobra tiempo para asistir al teatro y disfrutar de otras artes. La religión también desempeña un papel importante en su vida.

«Saludable» y «prudente» serían dos adjetivos perfectamente adecuados a su persona. Lleva una activa vida fuera de casa, posee una sabia prudencia pero no necesariamente muchas posesiones materiales.

Su ideal sobre la justicia es uno de sus grandes valores. Y en este sentido es probable que, a veces, sea causa de que se rebele, pero tal sentimiento nunca será dirigido hacia la programación de algo nuevo, sino más bien hacia el restablecimiento del orden y de la ley, o para lograr que el oprimido obtenga aquello que en justicia le corresponde. Esa es la razón de que tenga éxito en todos los cargos de carácter legal;  podrá ser un buen juez o abogado.

CARACTERÍSTICAS POSITIVAS O YANG (de todas las Ratas)

Es persona de la más alta integridad y moral. Y puede llegar a ser un dirigente de la iglesia o del estado. Es de tipo deportivo y jugador que se pasa la mayor parte del tiempo fuera de casa. Extrovertido o totalmente opuesto al tipo más retraído. La madurez y el éxito no llegan temprano en la vida. Sus sobresalientes cualidades, su comprensión de la filosofía y religión, la dirección acertada y la acción decisiva llegan, naturalmente, con la edad y la experiencia. Su vida normalmente es de sincero servicio, y aquellas personas con las que se tropieza en el curso de ella, se aprovecharán en muchas formas de su amistad.

CARACTERÍSTICAS NEGATIVAS O YIN (de todas las Ratas)

Puede ser perezoso y fanfarrón, pero la gente aún lo juzga decente. Una de sus peores faltas es el comportamiento desconsiderado, y a veces puede mostrase como totalmente carente de tacto. Siempre que entran en juego sus emociones puede convertirse en persona muy habladora y es probable que exagere. No habrá límite a la variedad de historias que puede contar. Podrá prometer el mundo en un momento de debilidad, pero jamás procurará hacer honor a su palabra. Le agrada adular y siempre tendrá a mano el halago preciso. Puede, en ocasiones, ser crudo y brutal. Su exuberancia puede llevarle al capricho exagerado, a la falta de concentración y al descuido en los detalles. Aunque es persona segura, puede dar la impresión de que sabe un poquito de todo, pero ningún tema a fondo. Puede ser exhibicionista demostrando  interés por las personas y por los temas intelectuales y entretenidos, pero no durará mucho en ello. Tiene muchos prejuicios e incluso odios.

PSICOLOGÍA POR INFLUENCIA DE LOS DOS SIGNOS

RATA – ARIES

Es una persona con la típica veracidad de Aries, matizada con menos astucia, pero expresada con el inmenso encanto propio de la Rata. Eres una persona magníficamente testaruda, pero progresista. Como eres muy segura de ti misma, y llevas una vida ocupada y llena de compromisos, tienes tendencia a ser irritable y precipitada, por lo cual debes obrar con más calma. Como te gusta saber de todo y además eres curiosa, no tendrá dificultad para tratar con toda clase de gentes.

Correteando de aquí para allá pierdes mucho tiempo y esfuerzos. Debes concentrarte a hacer una sola cosa y terminarla. A la vista de una oportunidad, que se te puede presentar como si fuera un apetitoso pedazo de queso, tienes que tener mucha prudencia para no caer en una trampa que te puedan tender enemigos ocultos. Reflexiona, calcula la trayectoria. También debes ser más puntual en tus citas y compromisos, pues así te evitarás muchos dolores de cabeza. No intentes hacer muchas cosas a la vez, pues esto es pérdida de tiempo y de esfuerzos. Debes principiar por tener un auto control de tus caprichos.

RATA – TAURO

Eres persona emprendedora y activa, con tendencia a obrar sobre segura en forma práctica y dentro de círculos conocidos, por lo cual no debes confiarte demasiado en tratar con personas que no sean íntimas. El dinero significa mucho para ti, pero debes aprender a no contar más que consigo misma para conseguirlo. Como la Rata, eres responsable y hábil para hacer concesiones y la poca curiosidad de TAURO no te hace propensa a los reveses, especialmente monetarios. Eres capaz de salir de dificultades, pero no está por demás extremar las precauciones. Es bueno que no te guste tirar el dinero.

Si eres mujer, te la sabes ingeniar para ser seductora, y con tu amabilidad sabes atraer amor, comodidad y seguridad.

Eres persona tranquila en el fondo, y solo te agitas cuando alguien te estropea un plan de acción o perturba tus ambiciones. En tales ocasiones, debes moderar tus emociones porque te manifiestas francamente desagradable.

A todos nos disgusta perder algo, pero tú reaccionas en forma violenta cuando eres desposeída o de tu autoridad o de cosas materiales, y esto te resta encanto. A la Rata no le gusta que se intente violar su intimidad, pero en algunas ocasiones debes permitirlo porque tal vez se intente ayudarte. No te entregas hasta que no quieras, pero deberías, más a menudo, compartir sinceramente con los demás.

RATA – GÉMINIS

Tienes una combinación que te hace persona muy enérgica. Ambos signos tienen tendencia a ser habladores y comunicativos, pero deberías tener cuidado con lo que dices, pues muchas veces hieres sin querer. Eres cuidadosa, pero cuando te halagan estás propensa a caer en trampas. Ten cuidado. Como prestas atención a demasiados proyectos diferentes sin establecer selección entre ellos, a veces terminas logrando menos de lo que podrías. Indudablemente eres innovadora y tu compañía puede ser interesante, pero debieras tener más constancia en tus propósitos.

Para salvaguardar tu independencia y tu autonomía apelas a todos los recursos, pero las malas artes son condenables. Tu técnica habitual es la huida en zig zag que arrastra al enemigo a las trampas más inesperadas. Tu arma favorita es la cortina de humo. Pero debieras ser más considerada y menos tortuosa. En apariencia eres sociable, te comportas con gran naturalidad adaptándote de manera imperceptible a las situaciones más espinosas, pero le falta sinceridad. Esto te divierte, nunca te comprometes y olvidas que los demás merecen más consideración. Eres infinitamente curiosa, debieras recordar que la curiosidad mató al gato. Tu imaginación, bien manejada, puede reproducirte dividendos o, de lo contrario, hará que veas obstáculos y problemas por todos lados.

RATA – CÁNCER

Eres persona muy intuitiva, pero al mismo tiempo reservada y profunda; latentes todas las emociones. Te dejas llevar fácilmente por aspiraciones poco prácticas, descuidando tu seguridad. Solo te sientes cómoda en ambientes que te son familiares, pero las oportunidades estarán a tu alcance si te muestras menos tímida o asustadiza. Acumularás riquezas y posesiones materiales, y te gustará mantener estrechos vínculos familiares. Aparentemente eres tranquila, dulce, afectuosa, pero en realidad, Rata encantadora, eres complicada y misteriosa. Eres una artista para crearte una personalidad ficticia muy bien estudiada y construida con el único objeto de esconder, al mundo, lo hostil que consideras los recovecos de tu alma soñadora e imaginativa. Para conservar tu tranquilidad necesitas de enormes cantidades de ternura y afecto. No soportas que las gentes, aunque estén bien intencionadas, intervengan cuando sufres una de tus crisis de independencia. Debieras mantenerte menos a la defensiva y no ser tan agresiva cuando estás tensionada alegando en tu favor que nadie te comprende. Esto puede ser verdad porque, en el fondo, te sientes persona desgraciada y eres muy susceptible, por lo cual tienes una profunda necesidad de ser apreciada. Puedes alcanzar el éxito porque posees notables facultades creadoras, pero no debes poner dedicación a tanta cosa y planes.

RATA – LEO

Eres persona perceptiva y firmemente crees que por tu dinero mereces lo mejor. El león aminora tu avaricia y te hace menos calculadora. Eres aristocrática e impetuosa, y te interesas por todo. Osada y orgullosa, adoras la libertad y por defenderla te puedes convertir en líder. Eres persona de fiar, que no descuidarás los detalles ni el aspecto financiero de un asunto. La integridad de Leo combinada con tu sagacidad y tu presencia de ánimo, te hará atrayente, magnética y muy habladora. Esto te puede perjudicar porque hablar sin cautela trae consecuencias desagradables.

Por otra parte, eres terca y no convienes que te cierren el paso. Como eres persona activa, astuta y emprendedora, sabes alternar, a las mil maravillas, tu encanto y autoridad. Te gusta ser tomada en serio y haces todo lo posible por conseguirlo. Pareces invulnerable y temible, pero en el fondo, estás en contradicción contigo misma y te angustias con facilidad. Si no aprendes a dominarte, esto te causará perjuicios. Eres capaz de acciones grandiosas por motivos interesados e incluso mezquinos, o de seguir un comportamiento solapado y complicado para lograr unos fines elevados. Eres inteligente y, por esto, no necesitas de la lisonja ni de la admiración de quienes te rodean, pero lamentablemente para sentirte feliz y generosa, necesitas sentirte querida y adulada.

RATA – VIRGO

La combinación de estos dos signos te hace una persona decididamente industriosa y hábil, con natural aptitud para la investigación. Eres jovial y alegre, pero para tomar una decisión investigarás todas las alternativas que se ofrecen. Esto revela un poco de inseguridad en tus capacidades y a lo mejor, por tanto dudar, dejas escapar oportunidades que te beneficiarían. Dedicas aplicación a lo que traes entre manos y tu capacidad no conocerá límites si aprendes, cuando se trate de algo importante, a morderte la lengua y a escuchar y pensar antes de hablar.

Eres persona enferma por el orden y la organización porque piensas que esto te dará la seguridad que anhelabas. Por lo mismo, corres el riesgo de estar siempre acumulando reservas, en tal cantidad, que te sería difícil agotarlas, con la constante preocupación de no demostrar lo que posees. Pero si llevada por tu avaricia caes en una trampa y pierdes algo que mucho estimas, tu desconsuelo será grande. Debieras acostumbrarte a la idea de que es imposible que te lleves las cosas materiales a la otra vida. Con todo lo inquieta, conservadora, y terriblemente nerviosa que eres, serás oportuna y providencial para tu familia si ésta pasa por desastres económicos. Otro aspecto curioso en ti, es la sexualidad: reprimida algunas veces, pero intensa en otras; pasarás por extremos de pudor y recato para alternar con desbordamientos incontenibles.

Contigo nadie se aburre ni tampoco sufrirá de hambre.

RATA – LIBRA

Eres una copa de champaña, excitante y burbujeante de vida y de vivacidad. Adoras el roce social y las relaciones armoniosas, para las cuales estás dotada de un encanto natural. Eres persona sumamente flexible y compasiva, y a toda la gente la miras sin  buscarle defectos y, si los tuvieran, no rebajaría en nada la estimación que les tengas. Como buena Rata, no perderás tu predilección por la economía, como tampoco el preferir trabajar en compañía de otros en asuntos financieros y económicos, para los cuales tienes buen ojo y mejor olfato y, por lo tanto, no pierdes oportunidades.

Eres dulce, almibarada, y no tienes agresividad alguna. Cuando tu tendencia a la crítica te inspira una réplica mordaz o muy directa, te contienes, te la tragas y la olvidas y, en su lugar, dices cosas amables con el fin de que te perdonen tus malos pensamientos. Pero obrar siempre así, hará que se aprovechen de ti abusando de tu integridad, en especial cuando se trata de alguien de quien estés enamorada o quieras. Y esto te sucederá con frecuencia porque eres incapaz de vivir sola. Las Ratas son amantes pero muy exigentes en sus afectos. Puedes sacrificarte por la persona que amas, pero también puedes ser muy cruel cuando te sientes defraudada o decepcionada.

RATA – ESCORPIÓN

Definitivamente eres una persona agresiva por naturaleza, por lo cual es difícil que alternes con verdadera sinceridad con alguien. Te mueres por hechizar, fascinar y seducir y, en este sentido, eres irritable. Serás financiera con las personas financieras, artista con las artistas, vagabunda con las vagabundas; pero, tarde o temprano, aparecerá tu instinto crítico venenoso que sorprenda y desconcierte y, todo, porque en el fondo de ti misma te sientes diferente a los demás, y lo peor es que acostumbras a acentuar las diferencias para, así, dar libre curso a tu agresividad. Nada se te escapa para satisfacer tus deseos de criticar. Y vale decirlo, tienes un punto débil: eres muy apasionada, muy sensible y siempre dispuesta a creer en cuentos cuando te los saben echar. En una palabra, eres la más lúcida, la más misteriosa, y la más desconcertante de las Ratas.

Aparte de lo anterior, eres caviladora, intensa y de una potencia fantástica. Eres comprensiva por naturaleza, pero aquí el Escorpión refuerza tu avaricia y tu fuerza de voluntad. Eficiente en sumo grado, ya sea en el trabajo material o intelectual y en esto no tienes limitaciones porque ambos signos son esforzados. Si pudieras, nunca vacilarías en borrar a tus enemigos del mapa, lo cual te hace una temible adversaria. En este aspecto, debieras ser un poco más tolerante, porque hablando con verdad, por tu natural manera de proceder, corres el peligro de que ni te quieran ni te respeten, y puedes llegar a conocer lo terrible que es la soledad.

RATA – SAGITARIO

Tu intuición es veloz y tienes buen ojo para todas las cosas, siempre y cuando te convengan. Persona orgullosa y osada, irradias brillo y encanto, con una personalidad adaptable y alegre, en la que vivir la vida se une a un firme contacto con la realidad. Como prestas atención y fe a tus corazonadas, la suerte te sonríe, pero no debieras obrar a la ligera y sí pensar antes de actuar. Otra cosa que te resulta favorable, es que analizas las situaciones según tu propio criterio y como, además, estás dotada de una gran presencia de ánimo, difícilmente te desconciertas cuando estás en una emergencia. La persona nacida bajo esta combinación, goza de estar acompañada.

Persona social y dinámica, tienes todo a tu favor para ser líder; con mucha habilidad para los discursos y las argumentaciones, por lo cual convences con facilidad. Por otra parte y en general, tus ideas son generosas, honestas y perfectamente realizables aunque parezcan de envergadura. Te moverás mucho, unas veces agrupando, otras separando; pero, al final, demostrarás que eres indispensable. Aunque, eso sí, careces de habilidad para manejar dineros, no te agrada porque sabes que tu misión es conducir, imaginar, inventar y realizar. Lo que consigas será ganado honestamente, pero lo gastarás sin escrúpulos en la satisfacción de placer y comodidad. Debiera la Rata – Sagitario pensar con más frecuencia en guardar para el futuro, porque la suerte es veleidosa y pocas veces repite con igual valor.

RATA – CAPRICORNIO

Persona sociable, constante, ingeniosa, te gusta atesorar y llevar al día el inventario de lo que posees. Oportunista por naturaleza, jamás desaprovechas una oportunidad. Actuando con prudencia y cuidado resulta menos movediza y emprendedora que las demás Ratas. Fiel y delicada, te gusta establecer relaciones permanentes. Fortalecida por la seguridad de Capricornio, no es fácil que corras riesgos ni que te inclines a los juegos de azar. Se puede tener la certeza de que valoras tu seguridad.

Persona sabia y reflexiva, no careces de eficacia. Tus cualidades de tenacidad se alían con  la perseverancia de Capricornio. Eres segura de ti misma por lo que canalizas tu agresividad y la conduces por caminos donde pueda ser más útil.

Todo lo tomas en serio, siendo por lo tanto una persona enemiga de las bromas por inocentes que sean. Pero no eres muy expresiva y sientes un gran miedo al ridículo, más cuando tienes que declarar tu amor a alguien. También eres fiel, de confianza y discretamente afectuosa. No repites las mismas cosas, incluyendo el «te quiero». Y es que eres inquieta y mucho menos cínica de lo que aparentas. A pesar de tus muy buenas cualidades, eres persona demasiado autoritaria, lo cual hace que se te respete, pero, en muchas ocasiones, que no se te estime ni se te quiera.

RATA – ACUARIO

Esta unión de signos te hace una persona alegre y versátil, con una personalidad que expresas con cristalina claridad, y necesitas variedad y libertad en todo lo que haces. Como Rata – Acuario, eres menos adquisitiva y valoras más tus relaciones personales que las financieras. Impaciente y audaz, puedes ser una persona rebelde, pero tienes que llenarte de una buena razón para obrar así. Dotada de una percepción aguda y de un seductor encanto, eres capaz de convencer a otros para que bailen al son que les toques; pero ─cuidado─, no abuses. Te haces perdonar la inestabilidad de tus estados de ánimo adhiriéndose a causas nobles y sirviendo a otros sin esperar recompensas.

Como eres inteligente, inventiva e idealista, no puedes limitarte a los senderos trillados. Eres muy marrullera para conseguir tus fines, y lo haces en tal forma que puede suponerse es cosa de magia. Tu comportamiento en sociedad es el de un ser diferente a los demás, porque eres entusiasta dispuesta a luchar por nobles causas. Cuanto más difícil sea, más lejos irás. En toda Rata – Acuario hay mucho de Quijote. Tienes necesidad de seducir, de poseer y de agradar. Pero tu agresividad que expresas en bruscas reacciones, acabarán con muchas de las simpatías que hayas podido obtener. También, debieras ser un poco más moderna. Tienes muchas habilidades, aparte de ser imaginativa, ingeniosa, atiborrada de ideas, algunas estrafalarias y poco realizables, por lo cual debieras ser más sensata, y estar más ajustada a la realidad de las cosas.

RATA – PISCIS

Una personalidad muy agradable, ya que Piscis es un signo armonioso y muy perceptivo, y la Rata hábil para cuidar de su familia y de sus intereses. Serás siempre capaz de demostrar tu creatividad, aunque seas una persona tímida y no te guste enfrentar al público. Muy receptiva de las emociones humanas, esto puede hacer de ti una persona que se caracterice por ser buena escritora.

Las tendencias agresivas, adquisitivas y gregarias propias de la Rata, están en gran medida suavizadas, lo que hace que seas una persona con menos aspiraciones y de inclinación pacífica, que valora por encima de todo la seguridad y la tranquilidad del hogar. Meditativa, ingeniosa, sensible pero productiva; estas cualidades en alguna forma te aseguran el éxito.

Eres una Rata oportunista, generosa y ávida de afectos, hasta el punto de quedar dependiendo en tu vida de un amor. Actúas con el mínimo esfuerzo y buscas la aventura solo cuando estás en buena compañía y cuentas con alguien que te cuide las espaldas. Aunque eres capaz de una gran generosidad y de una abnegación que llega a veces hasta el sacrificio, exiges que a cambio se te tome muy en serio, porque si te sientes humillada o se ríen de ti, sale de nuevo a flote tu agresividad. Tienes dotes de clarividente que debieras aprovechar para ayudar a los demás, pero como no das nada de balde, el precio que pones es excesivo, entonces nadie te pide consejo y desperdicias este maravilloso don que Dios te dio.

Share